PD América

Jorge del Carmen Aguilera tiene 70 años y hace unos 30 que dejó su Chile natal para vivir en San Juan, en Argentina. Trabajó en una cuadrilla de cebolla y manejó por años un montacarga, pero su edad y condición física lo obligaron a dejar su oficio. (La foto del abuelo que le mandaron a una joven por WhatsApp y que hace llorar de emoción)

Sin familia ni ayuda, debió vivir en un auto abandonado hasta que una familia cambió su suerte. (Cristóbal Rodríguez, el abuelo panameño que pinta figuras gigantes del papa y camisetas con su cara)

Romina y Martín, un matrimonio con dos hijos le brindaron asilo en su vivienda de Villa Italia, en el departamento Rawson, en San Juan. Le prestaron una habitación de adobe y le brindaron un plato de comida.

"Estoy muy contento. Poca gente hace lo que ellos hicieron por mí. Acá me siento más seguro", expresó el hombre a El Tiempo de San Juan.

La familia vive de lo que ganan con la venta de juguitos y trabajos de costura. Sin embargo, dicen que jamás dudaron en brindarle ayuda a Jorge, de hecho contaron que desde Acción Social les sugirieron llevarlo a una casa para ancianos pero prefirieron hospedarlo en su casa.