PD América
Puma en vivienda de México

Una visita muy inesperada en una vivienda de México. Los efectivos de la Secretaría de Seguridad Pública de San Luis Potosí rescataron a un puma de dos años de edad y 30 kilos de peso que deambulaba por un residencial de la colonia Lomas, cuarta sección. (Vídeo: Runner mata a un puma con sus manos en EEUU)

Los vecinos habían llamado desde hace días al teléfono de emergencias 911 para reportar la presencia del felino en la zona, pero según informaron los agentes, no habían podido dar con el paradero del animal. (Este puma anda suelto por las calles de una ciudad argentina causando el pánico)

"Ya teníamos cuatro o cinco días que nos habían dicho que se había reportado un puma cruzando hacia el parque de Morales, y no lo habíamos podido localizar. Un ciudadano lo vio en la mañana, lo siguió y nos dio la ubicación" explicó la SSP en redes sociales.

En el momento de su captura, el puma se encontraba en la cochera de una vivienda de la calle Cordillera del Sur. Para evitar que escapara, se acordonó el exterior del domicilio y veterinarios expertos administraron al animal un dardo sedante.

"Hablamos y hacemos la coordinación con Protección Civil para resguardar el área, acordonarla y trajeron gente especializada para poderlo dormir y trasladar a un lugar seguro" añadió la SSP.

En el video del rescate se observa cómo el felino, al sentirse acorralado, intenta ingresar a la casa a través de la puerta principal. No logra derribar la puerta, por lo que se esconde tras un automóvil de color rojo aparcado en la cochera. En ese momento, los especialistas le dispararon el dardo.




 

El puma fue trasladado al zoológico del Parque Tangamanga para su valoración médica. La policía de la entidad aún no ha revelado qué ocurrirá con el animal silvestre, o los resultados del chequeo veterinario, aunque sí aclaró que se encuentra sano y salvo.

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA) recuerda en su sitio web que el puma es una especie protegida que está listada en la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Floras Silvestres (CITES, por sus siglas en inglés), por riesgo de peligro de extinción.

Matar un ejemplar de esta especie podría ser castigado en México hasta con 9 años de cárcel, según el Artículo 420, Fracción V del Código Penal Federal.