La revista científica STAT ha publicado los resultados de la investigación del virólogo Benjamin R. tenOever, de la Escuela de Medicina Icahn de Mount Sinai (EE.UU.)

La ciencia explica el porqué de la letalidad del COVID-19 en los mayores

El virus produce lo que un científico ha calificado como cambios "únicos" y "aberrantes"

La ciencia explica el porqué de la letalidad del COVID-19 en los mayores

Son muchas las respuestas que busca la ciencia respecto del nuevo coronavirus.

Ya son más de cinco millones de afectados en todo el mundo, la enfermedad se recrudece, ya ha informado la Organización Mundial de la Salud (OMS) que, desde que se inició la pandemia, el pasado miércoles 20 de mayo ha sido el día en el que se han registrado más casos.

Pero no todas son malas noticias, mientras pasan los días los científicos van teniendo nuevos resultados ante las cientos de investigaciones que desarrollan.

Un ejemplo de ello ha sido recogido por la revista científica STAT, que ha destacado que científicos estadounidenses han descubierto que el virus produce lo que un científico ha calificado como cambios «únicos» y «aberrantes».

Según la investigación, cuando el SARS-CoV-2 toma el control de los genes en las células humanas que invade, posteriormente modifica la forma en que se leen los segmentos de ADN.

Es decir, que no se frena la replicación del virus, sino que se produce una tormenta de moléculas inflamatorias en los pulmones, justamente lo que los científicos han calificado como consecuencia «única» y «aberrante» de cómo el SARS-CoV-2 es capaz de manipular el genoma de su objetivo.

Allí podría estar la razón que explica el porqué de la letalidad del virus en personas mayores, que tienen más probabilidades de morir de COVID-19 que los más jóvenes.

Pero también aclara cómo los antivirales podrían agravar la enfermedad si se toman antes de la infección, en lugar de salvar la vida de los pacientes que después enferman.

«Es algo que nunca había visto en mis 20 años de estudiar virus», ha afirmado el virólogo Benjamin R tenOever, de la Escuela de Medicina Icahn de Mount Sinai, en Nueva York (EE UU), refiriéndose a cómo el SARS-CoV-2 se apropia de las células.

Reacción de las defensas

«La mayoría de los otros virus interfieren con algún aspecto tanto del ‘llamar a las armas’ como del ‘pedido de refuerzos'», explicó tenOever. «Si no lo hicieran, nadie contraería una enfermedad viral».

Pero a diferencia de estos, el SARS-CoV-2 bloquea la defensa celular pero activa la otra, según ha revelado el equipo de la Escuela de Medicina Icahn de Mount Sinai en un estudio publicado en Cell.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído