Las nubes de humo y cenizas tuvieron un impacto positivo a miles de kilómetros

Una floración masiva de algas marinas surge de los fuegos de Australia

El descubrimiento plantea nuevas e intrigantes preguntas sobre el papel que pueden desempeñar los incendios forestales para estimular el crecimiento de algas marinas

Una floración masiva de algas marinas surge de los fuegos de Australia
Floración masiva de algas marinas PD

La destrucción generada por los incendios que devastaron Australia en 2019 y 2020 han tenido un impacto inesperado. Las nubes de humo y cenizas desataron la proliferación de algas en el Océano Austral a miles de kilómetros a favor del viento al este.

Un nuevo estudio internacional dirigido por la Universidad de Duke, publicado en Nature, es el primero en vincular de manera concluyente una respuesta a gran escala en la vida marina a la fertilización por aerosoles de hierro pirogénicos (o hechos por fuego) de un incendio forestal.

Muestra que diminutas partículas de hierro en aerosol en el humo y la ceniza transportados por el viento fertilizaron el agua a medida que caían en ella, proporcionando nutrientes para alimentar las floraciones a una escala sin precedentes en esa región.

El descubrimiento plantea nuevas e intrigantes preguntas sobre el papel que pueden desempeñar los incendios forestales para estimular el crecimiento de algas marinas microscópicas conocidas como fitoplancton, que absorben grandes cantidades de dióxido de carbono de la atmósfera terrestre que calienta el clima a través de la fotosíntesis y son la base de la red alimentaria oceánica.

«Nuestros resultados proporcionan una fuerte evidencia de que el hierro pirogénico de los incendios forestales puede fertilizar los océanos, lo que podría conducir a un aumento significativo en la absorción de carbono por parte del fitoplancton», dijo Nicolas Cassar, profesor de biogeoquímica en la Escuela de Medio Ambiente Nicholas de Duke.

Las floraciones de algas desencadenadas por los incendios forestales australianos fueron tan intensas y extensas que el posterior aumento de la fotosíntesis puede haber compensado temporalmente una fracción sustancial de las emisiones de CO2 de los incendios, dijo. Pero aún no está claro cuánto del carbono absorbido por ese evento, o por la proliferación de algas desencadenadas por otros incendios forestales, permanece almacenado de manera segura en el océano y cuánto se libera a la atmósfera. Determinar eso es el próximo desafío, dijo Cassar.

Se prevé que los grandes incendios forestales, como los incendios sin precedentes que devastaron partes de Australia entre 2019 y 2020 y los incendios que ahora se desatan en el oeste de los EE.UU., Siberia, el Amazonas, el Mediterráneo y otros lugares, ocurrirán cada vez con más frecuencia con el cambio climático, señaló Weiyi Tang, un becario postdoctoral en geociencias en la Universidad de Princeton, quien codirigió el estudio como candidato a doctorado en el laboratorio de Cassar en Duke.

La selección de las mejores marcas de termómetros

TERMÓMETROS CLÍNICOS

Aquí encontrarás la oferta actualizada de estos dispositivos de salud

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído