El peligro de Facebook

Las redes sociales y principalmente Facebook provocan trastornos alimenticios en mujeres

"Facebook ofrece una manera divertida de mantenerse en contacto con los amigos, pero también tropieza con un ideal de delgadez que aumenta el riesgo de tener trastornos de alimentación"

Las redes sociales y principalmente Facebook provocan trastornos alimenticios en mujeres
Facebook PD

Las redes sociales al ser uno de los espacios de comunicación más utilizados, llegan a influir considerablemente en la actitud y comportamiento de las personas, sin embargo como lo han detallado varios estudios, los adolescentes y jóvenes son los más vulnerables.

Dos estudios recientes elaborados por investigadores de la Universidad Estatal de Florida llegaron a la conclusión de los trastornos alimenticios están vinculados en cierta medida al uso de las redes sociales, principalmente Facebook.

En el primer estudio participaron 960 mujeres universitarias que respondieron a una autoevaluación sobre detección de trastornos alimenticios y sobre el uso de Facebook. En el análisis de resultados los investigadores destacaron una correlación significativa entre la duración del uso de la red social con una alimentación desordenada.

Para el segundo estudio, 84 mujeres del primer análisis fueron divididas en dos grupos. El primer grupo recibió instrucciones de usar Facebook con normalidad y al segundo se le asignó la tarea de investigar sobre un gato de la selva. Pasados 20 minutos, las mujeres que navegaron por la red social mostraron una mayor insatisfacción con su cuerpo que las que pasaron el tiempo observado fotos del felino.

Específicamente el problema no proviene de las redes sociales, más bien, del uso e importancia que le dan los usuarios.

Pamela Keel, profesora de psicología de la universidad y una de las encargadas del estudio explicó que las mujeres que sienten insatisfacción con su cuerpo, dedican más del 60% de su visita a la red social en ver los comentarios y likes que reciben sus actualizaciones, además de compararse con las fotos de sus amigos.

«Facebook ofrece una manera divertida de mantenerse en contacto con los amigos, pero también tropieza con un ideal de delgadez que aumenta el riesgo de tener trastornos de alimentación», añadió Keel.

 

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído