CONFERENCIA GENERAL DE POLÍTICA UNIVERSITARIA

Sólo Asturias y País Vasco discrepan sobre los grados de tres años

"El enfoque de una reforma de la Universidad no puede ser el mismo que el de la educación no universitaria"

Sólo Asturias y País Vasco discrepan sobre los grados de tres años
José Ignacio Wert PD

El ministro de Educación, Cultura y Deporte, José Ignacio Wert, ha afirmado que las comunidades autónomas de Asturias y País Vasco son las «únicas» que han presentado discrepancias al borrador de Real Decreto que permite a las universidades optar de forma voluntaria a la implantación de grados de tres años (180 créditos), como lo ha hecho la mayoría de los países del Espacio Europeo de Educación Superior.

«Las únicas discrepancias de fondo las han planteado dos comunidades: Asturias y País Vasco», ha asegurado el titular de Educación durante la rueda de prensa posterior a la Conferencia General de Política Universitaria, en la que se ha debatido también sobre las propuestas del Ministerio para la acreditación del profesorado universitario o las nuevas exigencias para la apertura de universidades y centros.

Aunque el decreto sobre los grados de tres años ha sido el que ha acaparado mayor atención en el encuentro entre los responsables autonómicos y el ministro, que ha durado más de tres horas, Wert ha indicado sobre el borrador de apertura de centros que algunas comunidades han mostrado su «preocupación» ante una posible «proliferación» de universidades no presenciales.

Sobre las opiniones de rectores, expertos y representantes de los consejos sociales de las universidades, que apuestan por una reforma más profunda de la universidad, empezando por el sistema de gobernanza y la financiación, el ministro ha indicado que no excluye «tocar» estas dos cuestiones y que su departamento continúa con un «diálogo abierto» con los diferentes actores del sistema universitario.

CAMBIOS MÁS RADICALES

«El enfoque de una reforma de la Universidad no puede ser el mismo que el de la educación no universitaria por el propio funcionamiento de la autonomía universitaria», ha aseverado Wert, que ha admitido que hay «voces favorables» a cambios «más radicales», que conllevan la reforma de la actual Ley Orgánica de Universidades (LOU), como es en el caso de la gobernanza.

En cuanto a la financiación, el ministro ha dicho que «no tiene tanto que ver con la LOU», sino con algo que afecta a las administraciones educativas, que son las que financian el sistema público universitario, y con las que es «necesario» un diálogo para abordar este asunto. «¿Se renuncia a introducir reformas en estos aspectos?» se ha preguntado el ministro, para inmediatamente responder que «no».

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído