PIDEN REGULAR LOS DEBERES ESCOLARES

Ciudadanos y Podemos reivindincan como el ungüento amarillo una iniciativa del PSOE calcada del franquismo

El PP defiende la autonomía de los centros educativos y de los profesores a la hora de decidir mandar deberes

Ciudadanos y Podemos reivindincan como el ungüento amarillo una iniciativa del PSOE calcada del franquismo
Francisco Franco y el decreto educativo del año 1967.

La brecha discriminatoria se cierra con inversiones en ordenadores, no regulando los deberes, defiende el PP

La mayoría de los grupos parlamentarios respaladaron este 14 de diciembre 2016 en la Comisión de Educación del Congreso una proposición no de ley del PSOE que pide al Gobierno regular las tareas que los alumnos realizan fuera del horario escolar. Solo el PP se posicionó en contra.

Este texto, que cuenta con el respaldo de PSOE, Unidos Podemos, Ciudadanos, Esquerra Republicana y representantes del Grupo Mixto, se apoya en la Convención de Derechos de la Infancia de Naciones Unidas, que establece el derecho de los niños a disfrutar de tiempo de ocio.

Por eso, pide la creación de un grupo de trabajo integrado por docentes, expertos y padres donde se llegue a una postura común sobre la finalidad de los deberes, el tiempo que se debe destinar a su realización en cada etapa educativa, el tipo de tareas que se pueden asignar, la coordinación de equipos docentes, el papel de las familias, los recursos que han de existir en las casas de los niños, etc.

Curiosamente la proposición no de ley del PSOE que respalda toda la oposición parece calcada del régimen franquista, que en el artículo sexto del Decreto 1106/1967, del 31 de mayo para el establecimiento de un nuevo plan de estudios del Bachillerato reza:

«Todo el trabajo escolar de los alumnos deberá ser realizable dentro de las horas de las respectivas clases. En consecuencia, ningún profesor oficial o no oficial podrá encomendar deberes, tareas, estudios o trabajos a los alumnos para su realización fuera de las horas de clase».

La propuesta es una proposición no de ley que parte del PSOE y se lleva a la Comisión de Educación, y a raíz de esa propuesta se plantea que los deberes causan estrés en los niños y la necesidad de tener tiempo libre.

Para conocer la oposición a esta propuesta por parte del PP, este periódico consultó a la diputada por León, Carmen González Guinda, quien explica que el PP lo que hace es rebatir esa PNL tras intentar llegar a un acuerdo:

«El PSOE no ha aceptado la posibilidad de modificación de su propuesta. Nosotros queremos que sean los profesores y los centros quienes tengan que actuar en este ámbito y que sean los propios profesores quienes pongan los deberes como viene siendo habitualmente»

La legistación de los deberes viene de la época de Franco y es luego con la LOE y la LOMCE cuando se deja de legislar acerca de los deberes y se deja en manos de la comunidad educativa.

«Hacemos hincapié en que por un mínimo esfuerzo no puede haber estrés en todos los niños y sobre todo cómo lo regulamos. Quitar deberes no soluciona problemas de desigualdad, ni discriminación. Soy profesora de Instituto y sé por experincia que es mucho más importante, por ejemplo, en escuelas con alumnos de etnia gitana o inmigrante, invertir en ordenadores y horas extras por las tardes que regular los deberes», apunta la diputada del PP.

«Hay materias como Química, Física o Matemática cuyo aprendizaje exige la práctica en casa a través de deberes. El estrés suele ser más de los padres que de los profesores y los alumnos. Soy madre de cuatro hijos y sé de lo que hablo. Porque a los alumnos no hay que machacarles sino ayudarles», concluye González Guinda.

Autor

Luis Balcarce

Desde 2007 es Jefe de Redacción de Periodista Digital, uno de los diez digitales más leídos de España.

Booking.com

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído