Por qué empezar a estudiar robótica

Por qué empezar a estudiar robótica
Robótica MasterD

Prácticamente a diario aparecen nuevas noticias en las que la robótica es el eje central de la misma. Desde que se ha enviado un nuevo equipo a la luna o marte para continuar con la exploración espacial, a que se ha introducido un vehículo para continuar descubriendo nuevas cámaras en las pirámides de Giza o que se ha realizado una complicada operación con el paciente a cientos de miles de kilómetros del cirujano.

Llegados a este punto, debemos detenernos a reflexionar y responder a unas cuantas preguntas. ¿La incorporación de la tecnología puede beneficiar la producción de mi sector laboral? ¿Mi puesto de trabajo puede ser o ya está siendo sustituido por robots? ¿Estoy preparado para este nuevo reto? ¿Debo ser previsor y estudiar robótica? ¿Estoy dispuesto a impulsar mi carrera profesional?

Con esta serie de preguntas, es fácil que hayas llegado a la mejor respuesta: la necesidad de adaptarse. Y para ello la formación en robótica es el mejor camino. Porque, aunque los robots nos sustituyan en una gran cantidad de puestos de trabajo, la programación, control, diseño de nuevas líneas, procesos, mejoras de producción y el mantenimiento de estos equipos será realizado por personas.

El número de robots en materia industrial cada vez es mayor, y, en la actualidad, no existen suficientes personas cualificadas para poder supervisar todos ellos. Por ello, estamos ante un muy buen momento para comenzar a aprender, a adquirir los conocimientos y habilidades requeridos en esos puestos de trabajo por medio de estudios o cursos de automatización y robótica industrial.

Estas personas ya contarán con una preparación y un alto grado de especialidad respecto al resto de competidores, y estos serán los mismos que se encargarán de mover la fábrica del mañana de la mano de los autómatas programables.

Como casi siempre, la ley es posible que llegue un poco tarde; el cambio ya ha empezado, y es imparable. Aunque mejor tarde que nunca. Así, la reflexión a la que nos tiene que llevar estas nuevas leyes es clara. Los robots van a desplazar en muchos puestos de trabajo al ser humano, y esos trabajadores van a pasar a controlar, programar y diseñar la producción y el mantenimiento de estos autómatas.

Como la revolución ya está aquí y, queramos o no, formamos parte de la misma, no dejes pasar tu oportunidad de formar parte del sector de la robótica. Existe una gran variedad de especializaciones y programas de estudio relacionados que te ayudarán a dedicarte profesionalmente a la robótica industrial.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído