Reír en vez de ayudar

Batacazos Virales: ¡Eso tiene que doler y mucho!

Tres tremendos trastazos. Y los tres batacazos tienen en común que sus protagonistas, los desventurados que se parten la crisma o algo situado más abajo -donde la espalda pierde su casto nombre-, se lo estaban pasando de cine hasta el momento fatal.

El chaval de la piscina, que se rompe literalmente el trasero, presumía de facultades físicas.

La chica de la bicicleta se distrajo al saludar a la cámara.

Y las dos guapas del baile, se exhibían al unísono, como modelos, ante sus compañeros de clase.

Por qué mucha gente se parte de risa cuando ve a alguien caerse

Las estadísticas dicen que nos reímos entre 15 y 20 veces al día.

Y alguna de las veces, para nuestra vergüenza, ocurre cuando alguien tropieza y se pega un batacazo.

Hay diversas teorías que tratan de explicar esta, como poco, extraña conducta.

Hay expertos según los cuales la gente se ríe del dolor ajeno porque ver caerse a alguien rompe con lo que tú esperabas. Es la teoría de la incongruencia elaborada por John Locke y Schopenhauer. Es la más aceptada.

Otra de las grandes teorías es que si alguien se ríe, es porque lo hace de alguien para demostrar superioridad. Una forma de demostrar superioridad. No es la que tiene más adeptos, pero ahí está.

Otra teoría es la freudiana, según la cual el humor sería una válvula de escape socialmente aceptada, lo que queda de manifiesto especialmente en el humor negro o con contenido sexual.

En cualquier caso, reírse de caídas, siendo como es más muy habitual, resulta una forma muy básica de humor.

Ahora mira el vídeo y reflexiona, porque te va a reir.

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Los vídeos más vistos

Lo más leído