Nueve comunidades continúan en alerta por el temporal de frío y nieve

(PD).- El temporal de frío atlántico y nieve que azota la Península desde la pasada madrugada mantiene esta tarde a 24 provincias en alerta.

Otras 13 continuarán este miércoles en riesgo (nivel amarillo), según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET). La situación meteorológica ha obligado a Zamora a solicitar más camiones de sal en previsión de que se acabe, la caza se ha prohibido en Cantabria y numerosos pesqueros gallegos no han podido faenar.

Así, continúan en alerta Cantabria, las nueve provincias de Castilla y León, las tres del País Vasco, Navarra, La Rioja, Teruel, Zaragoza, Madrid, Cuenca, Gualajara, Ciudad Real, Toledo, Jaén y Granada. Cáceres y Asturias —en alerta esta mañana— ya no se encuentran en aviso. La costa gallega sigue el alerta amarilla por fuentes vientos.

Para este miércoles, la alerta amarilla seguirá instalada en toda Castilla y León, Cantabria y Asturias, por bajas temperaturas, que podrían llegar a los 7 grados bajo cero, y en Jaen y Granada, donde podría nevar en algunos puntos. La costa gallega continúa en alerta que será naranja (riesgo importante) en A Coruña y amarilla en Pontevedra y Lugo.

Debido al frente atlántico que este lunes entró por Galicia y que se afecta a Castilla y León, Castilla-La Mancha, Extremadura e incluso a algunos puntos de Andalucía, «tal y como estaba previsto, en Madrid nieva desde primeras horas de la mañana», explicó el jefe de predicción de la Agencia Estatal de Meteorología, Fermín Eliazaga. En Madrid la nieve ha ido remitiendo, mientras que en Castilla y León ha seguido nevando, pero con tendencia a remitir también a lo largo del día.

No obstante, las temperaturas mínimas seguirán experimentando un ligero descenso, tal y como ha sucedido a lo largo del día. La pasada madrugada, la mínima se registró en los mercurios de Molina de Aragón, donde hubo -12,5 grados centígrados; seguida de Sigüenza (Guadalajara), con -11,2 grados centígrados y de Teruel, donde hubo -8 grados centígrados.

Medidas ante el temporal

Durante la jornada, para combatir las gélidas temperaturas, el Ayuntamiento de Madrid mantuvo abiertos durante las 24 horas los albergues de la capital para que los indigentes que deseansen resguardarse del frío que durante estos días azota a toda la región, especialmente afectada la semana pasada.

En la Comunidad de Madrid, casi una treintena de quitanieves se pusieron a trabajar ya de madrugada para echar sal en las carreteras y así intentar evitar posibles atascos que al final no se produjeron. En la capital, más de 3.000 operarios de limpieza esparcieron desde primera hora de la mañana más de 334 toneladas de sal por la ciudad.

También en Valladolid tuvieron que echar mano de la sal de madrugada. El operativo especial de limpieza de la capital comenzó a trabajar a las 5.00 horas y esparció cerca de 50 toneladas durante la mañana para facilitar la circulación en las vías públicas.

En Zamora, que también amaneció cubierta por la nieve, el Ayuntamiento tuvo que pedir más sal en previsión de que se acaben las 120 toneladas de fundentes con que cuenta en la reserva.

En lo que respecta al aviso de alerta en el litoral gallego, naranja a primeras horas del día y amarilla después, impidió salir a trabajar a parte de la flota en las provincias de A Coruña y de Pontevedra, mientras que en la costa lucense la normalidad fue la tónica predominante. Los lugares más afectados fueron las comarcas coruñesas de O Barbanza y A Costa da Morte.

Sin clase y sin caza

El temporal provocó el cierre de numerosos colegios en Castilla y León y Galicia. Así, un total de 18.651 alumnos de las nueve provincias castellano-leonesas no pudieron acudir a clase en 238 centros educativos. Esta cifra supuso el 5,43% del total de escolares de la región.

En Galicia, la presencia de nieve o hielo en la red viaria de la provincia de Orense dejó sin clase a un total de 596 alumnos de 14 centros educativos, mientras que en el resto de la Comunidad gallega no se registraron incidencias.

En Cantabria, la Consejería de Desarrollo Rural, Ganadería, Pesca y Biodiversidad dictó una resolución mediante la que suspendió la actividad cinegética en todo el territorio de la comunidad. Según informó la Consejería, las especiales circunstancias meteorológicas condujeron a una elevada concentración de aves en la Cordillera Cantábrica, especialmente en las zonas más cercanas a la costa, en lo que se conoce como ‘días de fortuna’. En estas circunstancias, los animales se ven privados de sus facultades normales de defensa u obligados a concentrarse a refugio en determinados lugares y la práctica de la caza queda en suspenso.

Por su parte, los animales del Zoo de Madrid disfrutaron de una jornada al aire libre bajo la nieve. Especies como los pingüinos y los osos pandas, acostumbrados a la nieve, retozaron bajo los copos. Los flamencos tuvieron la posibilidad de elegir entre el césped de su área y las casetas climatizadas, aunque la mayoría de ellos optó por recrearse bajo la nieve.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído