Greenpeace monta por sorpresa un «campamento» y bloquea el acceso a Medio Ambiente

Greenpeace monta por sorpresa un "campamento" y bloquea el acceso a Medio Ambiente
. Agencia EFE

Activistas de Greenpeace han instalado hoy por sorpresa un «campamento de resistencia» ante las puertas del Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino y han bloqueado su acceso principal para exigir la prohibición del cultivo de maíz transgénico en el país, han informado fuentes de la organización.

De los alrededor de cincuenta miembros de Greenpeace que participan en la protesta pacífica, rodeados por otros tantos agentes de la Policía Nacional, varios se han colgado con cuerdas de escalada de las rejas de algunas de las puertas del ministerio que dirige Elena Espinosa.

Junto a la media decena de tiendas de campaña, los activistas de Greenpeace portan pancartas con la inscripción «Cultivos transgénicos: prohibición ya».

En declaraciones a Efe, el responsable de la campaña de transgénicos de la organización ecologista, Juan Felipe Carrasco, ha señalado que España es el único país de la Unión Europea que está tolerando el cultivo del maíz transgénico «a gran escala».

La protesta también reclama la prohibición de la patata transgénica, recientemente aprobada por la Comisión Europea.

Los activistas sólo abandonarán el lugar si son recibidos por la ministra de Medio Ambiente, Medio Rural y Medio Marino o algún responsable de este departamento, ha explicado Carrasco, quien ha señalado que no están obstaculizando el tráfico rodado.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído