Amenaza global al pastoreo

Pastores y rebaños son ya ‘una especiem en extionción’ por la creciente fluctuación en las lluvias

Pastores y rebaños son ya 'una especiem en extionción' por la creciente fluctuación en las lluvias
El pastor y su rebaño de ovejas. EP

Durante el siglo pasado la variabilidad de lluvias aumentó significativamente en el 49 por ciento de tierras de pastoreo del mundo, limitando su capacidad para mantener al ganado.

Un estudio liderado por la Universidad de Minnesota utilizó datos climáticos de 1901 a 2014 para crear mapas globales de las tendencias de la variabilidad de las precipitaciones.

Mientras que algunas tierras de pastoreo mostraron disminuciones en la variabilidad de la lluvia, la tendencia general es un aumento en la fluctuación, tanto dentro como entre años, concluye la investigación, publicada en Nature Climate Change.

«Visualizar las tendencias de variabilidad de las precipitaciones nos permite identificar tierras de pastoreo que han sufrido grandes cambios y aprender de aquellos lugares donde las personas lograron adaptarse bien a pesar de la mayor variabilidad», dice la autora principal, Lindsey Sloat, investigadora postdoctoral.

UN 25% MAS DE VARIABILIDAD DE PRECIPITACIONES AÑO TRAS AÑO

Esta idea es importante porque las tierras de pastoreo ya son típicamente marginales: inadecuadas para cultivos, bien demasiado secas o con suelos pobres. «Incluso los pequeños cambios en la lluvia las ponen en mayor riesgo», dice Paul West director de Global Landscapes Initiative, un organismo de esta universidad .

Además, algunas tierras de pastoreo son aún más inhóspitas que otras. Los cambios en la variabilidad de las precipitaciones afectan especialmente a estas tierras más vulnerables, que –sumado al riesgo mundial– también tienden a ser el hogar de los pequeños agricultores y pastores que más dependen del ganado para obtener alimentos.

Los investigadores encontraron que las tierras de pastoreo mundiales ya experimentan un 25 por ciento más de variabilidad año a año en las precipitaciones que el promedio del área terrestre global y las regiones con alta variabilidad de precipitación año a año soportan menores densidades de ganado que las regiones menos variables. La variabilidad general de la precipitación ha aumentado más en las áreas donde se prevé que el pastoreo será importante para el acceso local a los alimentos.

«Este estudio nos muestra que el pastoreo es potencialmente altamente vulnerable al cambio climático, en todo el mundo, desde Australia a Asia Central, Africa subsahariana y las Américas», afirma el coautor Mario Herrero, del CSIRO (Commonwealth Scientific and Industrial Research Organisation).

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído