Vuelve la nieve a España

El tren de borrascas va a chocar contra la aterradora ‘Bestia del Este’, que avanza por Europa con ‘frío gélido’

Las precipitaciones podrían llegar acompañadas de tormenta, algo no habitual en invierno en el interior peninsular

El tren de borrascas va a chocar contra la aterradora 'Bestia del Este', que avanza por Europa con 'frío gélido'

Vuelve el invierno a España.

Una borrasca -la locomotora del trena la que han bautizado ya como ‘Karim’- está entrando por el oeste de la Península Ibérica y “afectando de lleno”a varias zonas del país.

‘Karim’ llega con fuertes vientos y desplomará los termómetros.

Pero no todo es malo en esta borrasca, porque los expertos creen que podría servir como «escudo» a la Península ante la ‘Bestia del Este’ que helará a casi todo Europa.

En muchos países de Europa como Reino Unido, Francia, Bélgica, Países Bajos y Alemania, entre otros, ya se están registrando ya temperaturas gélidas, que unidas al viento, hacen que la sensación térmica sea «extremadamente fría».

España, no obstante, podría salvarse de esa ‘Bestia del Este’, que genéricamente se conoce como ‘tren siberano’.

Congela normalmente Europa porque hay un «pasillo de viento muy intenso» generado por un anticiclón en Escandinavia y una borrasca a la altura del Mar Negro.

Esa estructura propicia la creación de un pasillo de vientos muy intensos y de aire muy frío desde latitudes rusas del norte de Rusia -incluso del norte de Siberia- hasta las nuestras, trayendo consigo «un frío gélido y aterrador».

Gracias al tren de borrascas que se mantendrá en los próximos días, podremos casi con total seguridad salvarnos en España y Portugal de la irrupción de aire frío, que se queda sobre la zona del norte de Francia, sur de Alemania.

LA BORRASCA KARIM

Las lluvias como se está viendo este martes, serán moderadas o incluso puntualmente fuertes en la comunidad gallega, también en algunos casos persistentes, especialmente en la mitad occidental. Este sistema frontal será bastante activo, y barrerá toda la Península Ibérica con precipitaciones generales de oeste a este, aunque llegará debilitado al Mediterráneo.

Las nevadas serán importantes en la Cordillera Cantábrica, Pirineos y en el Sistema Central, con una cota de nieve que oscilará entre los 1000 y los 1400 metros. También se vestirán de blanco los Montes de León, el Ibérico, las Béticas y Sierra Nevada. Buenas noticias, ya que en los últimos días se ha ido buena parte de las nevadas que cayeron en enero.

El viento será el protagonista de la situación, con rachas de más de 80 km/h en zonas de montaña, en la Meseta Sur, interior este y en buena parte de Andalucía. Según nuestro modelo de confianza, el HRES-IFS del ECMWF, en aquellos sectores más expuestos al poniente podrían superarse los 120 o 130 km/h.

El miércoles las precipitaciones tenderán a retirarse, aunque todavía quedarán algunas estancadas en los Pirineos y en el extremo septentrional, y a últimas horas llegarán nuevas lluvias a Galicia, que se extenderán a otras zonas del noroeste. El viento seguirá soplando con fuerza en el este peninsular y en el archipiélago balear.

En Canarias poco a poco volverán los alisios.

 

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído