España ayuda a Indonesia a censar la especie más amenazada de orangutanes

España ayuda a Indonesia a censar la especie más amenazada de orangutanes
. Agencia EFE

España coopera con Indonesia para que se cree un censo actualizado de la especie más amenazada de orangután y poder conocer si la salvaje deforestación que padece el país será la estocada final para este gran simio.

La urgencia de un nuevo recuento apremia, según los expertos, porque el hábitat del orangután de Sumatra (Pongo abelii), del que quedan menos de 7.000 ejemplares cambia rápidamente con las constantes mordidas que le propinan a la selva las plantaciones y las madereras.

«Los últimos datos que tenemos sobre el orangután de Sumatra datan de hace diez años y desde entonces las condiciones de su hábitat natural han cambiado mucho», asegura a Efe la bilbaína Arantzazu Acha, coordinadora de Proyectos en la Organización de la ONU para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) en Yakarta.

Este complejo censo, que comenzó el pasado octubre y se prolongará hasta febrero de 2011, se centra en las comunidades del parque nacional de Gunung Leuser, donde viven dos tercios de los primates conocidos de esta especie.

«La deforestación y la degradación de los bosques en los alrededores del parque tienen un impacto directo sobre la población de orangutanes», explica Acha.

Aunque los datos recabados hasta la fecha con financiación de España no son suficientes para arrojar conclusiones contundentes sobre la salud de las últimas poblaciones de «pongo abelli», sí que inducen a unas lúgubres reflexiones iniciales.

«Las noticias son principalmente malas, pero no por el censo en sí, sino por la constatación de las crecientes amenazas que padece el orangután: la perdida de hábitat por la deforestación y las plantaciones, los furtivos y el comercio ilegal», añade la bilbaína.

El estudio apunta además que algunas comunidades dentro de Gunung Leuser podrían quedarse aisladas en un futuro cercano, lo que favorecería la extinción a estos grupos.

La única buena noticia obtenida hasta el momento es el descubrimiento de grupos de estos primates en zonas que nunca antes se habían estudiado, aunque por el momento se desconoce si se trata de bandas nuevas o de ejemplares desplazados desde otras áreas.

El censo, realizado por un equipo de la organización no gubernamental (ONG) especializada PANECO, que estima poblaciones mediante el recuento visual de nidos, también registra los territorios en los que se tienen constancia de conflictos entre orangutanes y humanos.

«Los conflictos están creciendo en visibilidad y tienen efectos negativos para ambas partes: pérdidas en la agricultura y orangutanes heridos o muertos», apunta Acha.

España ha aportado para este recuento de orangutanes 50.000 dólares (40.760 euros) mediante el Ministerio de Medio Ambiente y del Organismo Autónomo de Parques Naturales, a partes iguales.

En total, estas dos entidades han donado 1,85 millones de dólares (1,5 millones de euros) para la conservación del parque nacional de Gunung Leuser a través de cuatro proyectos coordinados desde la oficina de la UNESCO en Yakarta.

A pesar de la crisis económica, España ha ratificado recientemente a la UNESCO su compromiso de mantener la colaboración con la protección de este enclave natural.

Considerado patrimonio mundial por Naciones Unidas, el parque nacional de Gunung Leuser es el único de Sumatra que acoge a las cuatro especies de grandes mamíferos endémicos y amenazados de esta isla: el orangután, el tigre, el elefante y el rinoceronte.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído