Esta enfermedad les produce lesiones en los genitales y en los ojos

Una vacuna contra la clamidia impedirá que desaparezcan los koalas

Cada vez hay menos ejemplares en algunas zonas de Australia

Una vacuna desarrollada por un científico australiano abre una esperanza para que la bacteria de la clamidia no acabe con la población de koalas en el país oceánico, informaron el 26 de marzo de 2012 los medios locales.

Estos emblemáticos animales están desapareciendo rápidamente en algunas partes de Australia a consecuencia de esta enfermedad, que produce lesiones en los genitales y los ojos de los koalas causándoles infertilidad y ceguera y los consume lentamente hasta la muerte.

Peter Timms, profesor de microbiología del Instituto de Salud e Innovación Biomédica de la Universidad de Tecnología de Queensland, ha realizado las primeras pruebas con esta nueva vacuna en koalas que habitan en santuarios.

Muchos de los marsupiales vacunados comenzaron a mostrar una respuesta positiva a los sesenta días de recibir este medicamento y los animales que ya habían contraído clamidia no sufrieron reacciones adversas. «Hemos hecho las pruebas por más de un año y después de ese tiempo, los koalas siguen inmunizados», dijo Timms a la emisora local ABC.

En abril de 2012, el equipo de científicos liderado por Timms probará la vacuna en los koalas salvajes que habitan en la Costa de Oro, en el estado de Queensland, donde la enfermedad ha afectado hasta a un 40 por ciento de estos animales.

Para ello se vacunará a un pequeño grupo de koalas y se les colocará un collar para vigilar sus movimientos antes de liberarlos nuevamente en su hábitat.

Timms cree que si su vacuna tiene éxito será difícil vacunar a toda la población de koalas, pero cree que se puede inocular esta medicina en los animales que llegan a los centros de rescate cada año.

«Solamente en Queensland llegan 3.000 koalas cada año», acotó el experto en microbiología.

Todavía hay muchas incógnitas sobre cómo comenzaron a contraer los koalas esta enfermedad, pero se cree que fue introducida por una oveja que llegó con los primeros colonos europeos o que estuvo presente siempre y comenzó a propagarse con rapidez en los últimos 200 años.

La clamidia, que ataca a varias especies de animales, se transmite entre la población de koalas durante el alumbramiento, la copulación o en peleas.

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Irene Ramirez

Irene Ramirez. Responsable de campañas en Grand Step. Fue redactora de Periodista Digital entre 2012 y 2013.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído