El Top 5 de Razas de Perros para niños

El Top 5 de Razas de Perros para niños
Mascota Pixabay

«Quiero tener un perro, pero mi hijo aún es pequeño, no sé qué hacer». Esta cuestión se la plantean muchas parejas y es interesante profundizar en ella. Los miedos más frecuentes son que no encajen perro y bebé, que sientan celos mutuos o que el perro se pueda mostrar agresivo. Para la tranquilidad de los padres, esto esta muy alejado de la realidad.

Sin embargo, antes de tomar esta decisión es importante que los padres hablen con amigos, vecinos, familiares que tengan niños y mascotas, y por supuesto que naveguen por diferentes websites especializadas como Portal del Criador. La tarea de adquirir una mascota al inicio es complicada porque no se sabe qué raza elegir y luego se desconoce cuál es el mejor lugar para adquirirlo. Hay muchos beneficios si la familia se decide por comprar cachorros de criadores profesionales ya que estos profesionales entregan a los cachorros con las vacunas correspondientes y ofrecen una serie de garantías sobre la mascota, además aconsejan a la familia sobre los cuidados especiales y la atención que requiere una raza especifica. Sin embargo no es el único medio, pero esta decisión ya depende de la familia, la raza y características que busca en el nuevo miembro familiar.

El tener una mascota es una gran responsabilidad y una fuente de múltiples beneficios de los animales en la crianza. Tener un perro le permite a los niños desarrollar habilidades emocionales muy importantes como el auto control, empatía, comunicación, fortalecimiento de las relaciones y respeto.

Por otro lado, cuando ya se llega a la adolescencia, muchas veces se aconseja el tener una mascota para que se fortalezca el sentido del compromiso, la responsabilidad, el deber y la autonomía. Por lo cual, una mascota a cualquier edad traerá beneficios.

Crecer desde que se es pequeño con un perro es una experiencia enriquecedora, sobre todo para los niños que tienen alguna alteración, como autismo o déficit de atención, ya que el estar con ellos les ayudará en el aprendizaje y a potenciar sus habilidades sociales.

«Vale, ya he decido que sí quiero un perro y que le hará bien a mi hijo, ¿pero cuál?». A continuación, intentaremos despejar la incógnita recogiendo las cinco razas de perros más recomendadas para los niños:

  • Beagle: es Snoopy, con lo que eso conlleva, afectuoso, pero también testarudo. Es una de las razas preferidas por muchas familias, por el aspecto tierno que tiene el animal y por su bondad e inteligencia, ya que viene de la familia de los sabuesos.
  • Bichon maltés, los cachorros de raza bichon maltés son perros encantadores, con mucha energía y dispuestos a jugar todo el tiempo, lo cual lo hace ideal para que sea la mascota de nuestros peques. Esta raza de perro es uno de los más elegidos para acompañar en la crianza de los niños. Cuando son pequeños quizá sean demasiado juguetones, pero luego se tranquilizan y se convierten en el perfecto compañero.
  • Collie: es la raza de Lassie, el famoso perro que nos amenizó muchísimas tardes en los 90. Es un perro inteligente, dócil y cariñoso. Es un excelente perro guardián y sólo se altera si hay algo que va mal.
  • Cocker Spaniel: es un perro que requiere mucha atención porque hay que sacarle, al menos, cuatro veces al día, porque necesita tener mucho espacio para correr y jugar. Este es el perro ideal para niños a los que no les guste socializar o tengan algún problema.
  • Labrador: listos, cariñosos y familiares. Se les suele usar de lazarillo, lo que hace pensar la bondad y la capacidad de entrega hay en ellos.

Hay muchos perros de raza que encajan bien con la crianza de los hijos: pug, boxer o bulldog francés son algunas de ellas. En cualquier caso, la raza no es el factor que determinará el cariño y el comportamiento del perro, si no el cariño, la educación y la atención que se le dé en el seno de la familia. Esto será lo que haga que uno u otro perro se conviertan en el mejor compañero de juegos de nuestro hijo.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído