Esclavitud animal: GallinasPD

HAY GENTE PARA TODO

«No queremos que violen a las gallinas»

Cág**e lorito! Y no hablamos del look, de la puesta en escena -conste que lo de puesta no tiene mala intención- ni de las intenciones de estas dos activistas.

Nos limitamos a lo que dicen.

Las redes sociales se hacen eco de la última hora de lo que ocurre, pero a veces también recuperan temas pasados.

Es lo que ha ocurrido con un vídeo del santuario animal Almas Veganas, que aunque se colgó en mayo de 2019 se ha viralizado en las últimas horas con el hashtag #huevosesesclavitud.

«Los huevos para las gallinas» y «no queremos que violen a las gallinas» son dos de los mensajes del vídeo que más nos han llamado la atención.

En el vídeo, dos miembros de Almas Veganas relatan cómo aborda el santuario el tema de la puesta de huevos. Y empiezan su explicación con el mensaje «los huevos son de las gallinas» y lanzando un par de huevos a las aves, que picotean el alimento.

El objetivo del santuario, cuentan las dos activistas, es que las gallinas «lleven una vida tranquila y digna».

Para ello las han separado de los gallos –«porque no queremos que las violen«, razonan– y solo tienen una ponedora porque, apuntan, «las gallinas sufren» con la puesta de huevos.

Admiten que tienen el tema en observación porque la gallina ponedora resulta que es mayor y no pone huevos, en cambio las otras sí lo hacen.

Como consideran que eso supone un sufrimiento, avanzan que si continúan poniendo «lo que haremos será implantarlas para que dejen de hacerlo».

«Buscando la mejor opción para que estén bien».

¡Virgen santa! ¡Qué tropa!

Recibe nuestras noticias en tu correo

Los vídeos más vistos

Lo más leído