PICADURAS Y MORDEDURAS III

ANIMALES MARINOS(Dr.Bartolomé Beltrán).-

CELENTEREOS (Medusas, anémonas, carabela portuguesa, etcétera).

El roce con estos animales produce un fuerte dolor y prurito en un primer momento y una reacción eritematosa en las siguientes 4-24 horas. Después pueden aparecer vesículas similares a las de una quemadura. También se puede experimentar opresión torácica, calambres musculares e incluso dificultad respiratoria.

¿Qué hacer?

* Inmovilizar la zona.
* Quitar los restos del aparato inyector, lavando la zona con agua de mar o salada o con alcohol o amoníaco diluido.
* También se puede utilizar una gasa empapada con ácido cítrico, vinagre, o una solución de bicarbonato sódico.

Sin embargo, no son útiles las pomadas antiinflamatorias con corticoides y antihistamínicos. Por otro lado, nunca se debe emplear arena o agua fresca porque estimulan la ruptura de los nematocistos que contienen el líquido urticariante.

EQUINODERMOS ( Estrellas y erizos de mar)

Las púas se clavan en la piel causando un fuerte dolor y además s eparten con facilidad. Esto significa que se pueden quedar dentro y llegar a enquistarse por lo que hay que tratar de sacarlas. ¿Cómo hacerlo?

* El mejor sistema es utilizar unas pinzas de punta fina sobre la piel húmeda con agua salada.
* Si no se consigue extraer las púas de esta manera se puede utilizar una fórmula a base de esencia de trementina, ácido acetilsalicílico y lanolina que tiene efectos astringentes y al cabo de 12 horas de su aplicación consigue que las púas salgan solas.

Después de extraer todas las púas se debe hacer una radiografía para comprobar que no queda ninguna.

PECES ARAÑA Y ESCORPENIDOS

Las picaduras de estos peces son especialmente dolorosas y provocan además prurito y una necrosis local de la piel, además de un edema que progresa a lo largo de la extremidad y puede durar una semana o más. Otro síntomas posteriores son cefaleas, náuseas, vómitos, hipotensión, sensación de opresión o dificultad respiratoria y colapso cardiovascular.

Cómo actuar:

* Aplicar en la zona compresas de agua tan caliente como se resista porque el calor destruye la toxina.
* Extender un antiséptico tópico tras la limpieza y extraer los posibles cuerpos extraños.
* Es recomendable utilizar analgésicos y antiinflamatorios para el dolor, antibióticos en caso de infección, así como administrar la vacuna antitetánica.

RAYAS Y PASTINACAS.

Las lesiones que provocan estos animales no son por veneno, si no por la fuerza de las púas que en el caso de los niños pueden causar la muerte si se clavan en el tórax o el abdomen y se traumatizan órganos internos. Aunque para que ocurra esto el niño debe toparse con una de las especies más grandes.

Cómo actuar.

* Desinfectar la herida.
* No cerrarla de forma inmediata porque aún puede estar contaminada o también puede ocurrir que queden restos de púas dentro.
* El médico valorará si es necesario dar puntos.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído