Hoy se come mejor que hace 25 ó 50 años

Hoy se come mejor que hace 25 ó 50 años


(PD).- «Hoy se come mejor que hace 25 ó 50 años y los 10-15 años de longevidad ganados a la vida en el siglo XX se ha debido en parte a la alimentación», según afirmó hoy en rueda de prensa Alfredo Martínez, catedrático de Nutrición de la Universidad de Navarra, tras la apertura del II Congreso Internacional de Ciencia y Tecnología de los Alimentos.

El Congreso, al que asisten 200 profesionales, es un foro científico para la reflexión, el debate y la exposición sobre las últimas tecnologías aplicadas a la conservación de alimentos y al desarrollo de nuevos ingredientes de acuerdo a las demandas del mercado y las exigencias de los consumidores. Está organizado por el Centro Nacional de Tecnología y Seguridad Alimentaria (CNTA).

En rueda de prensa, el secretario general de la Federación Española de Industrias de la Alimentación y Bebidas, Jorge Jordana, reconoció que cada día se sabe más de alimentación y que se seguirá ganando tiempo a la vida. «Tendremos una vida más larga», sentenció.

Relató que en el año 2000 la Organización Mundial de la Salud (OMS) publicó un informe que implicaba la alimentación como causante última de numerosas enfermedades modernas, «incluso decía que el 60 por ciento de las enfermedades de origen desconocido podía tener causa en una mala alimentación». «Se hablaba de cáncer, enfermedades cardiovasculares, diabetes tipo 2», dijo.

Y precisó que la industria alimentaria se sintió entonces señalada. «Entró de la mano de la ciencia a ver qué pasaba entre alimentación y salud y se están encontrando temas realmente muy interesante. Se están produciendo avances muy significativos», explicó Jordana.

Destacó que en torno a la alimentación existe «mucha santería» y no hay que creerse «muchas patrañas». Recomendó «comer de todo y poco» y señaló que se está avanzando en la industria alimentaria en distintos alimentos, como son los prebióticos (mejoran el cultivo intestinal para que las bacterias puedan reproducirse y multiplicarse) y los probióticos (ya incluyen bacterias y enriquecen el mundo bacteriano intestinal).

Alfredo Martínez señaló que en la actualidad si una empresa dice que un alimento sirve para reducir el colesterol tiene que haber sido probado. «A partir de ahora no pueden decir que venden un producto con fibra y sirve para regularizar la función intestinal, sino que se tiene que probar que esa fibra utilizada efectivamente mejora el funcionamiento intestinal», precisó.

El experto señaló que hace 20 años se hablaba de nutrición equilibrada, después se habló de nutrición saludable y ahora de nutrición óptima. «Al principio era para estar más o menos bien, después para mejorar la salud y ahora incluso para prevenir enfermedades; esto va avanzando», expuso el catedrático, quien señaló que actualmente hay ingredientes en estudio y que «una vez probados científicamente van a servir para ser aplicados en tratamientos preventivos o terapéuticos».

A este respecto, Martínez indicó que hay ahora «un ácido graso que se ha visto que añadido al aceite del atún ayuda a perder peso». «Las posibilidades en este sentido son enormes; hay un montón de ingredientes que están siendo testados para la pérdida de peso, para la diabetes, la mejora del rendimiento deportivo, la mejora de la respuesta inmune e incluso hay una petición para que los niños cuya madre haya recibido este tipo de alimentación puedan ser más inteligentes», señaló el catedrático.

EN LA INAUGURACIÓN

El II Congreso Internacional de Ciencia y Tecnología de los Alimentos fue inaugurado esta mañana en Baluarte por el presidente del Gobierno de Navarra, Miguel Sanz, que estuvo acompañado por la alcaldesa de Pamplona, Yolanda Barcina, y José María Ayensa, presidente del CNTA.

En su intervención, Sanz señaló que alimentación y salud son dos ámbitos que cada vez tienen mayor interrelación y recordó que Navarra es una comunidad con una «importante tradición» de producción agroalimentaria, «que ha sabido adaptarse paso a paso a los nuevos tiempos». «Para ello sus empresas han realizado un permanente proceso de innovación y mejora que resulta ejemplar», agregó.

Según dijo, en momentos de crisis económica y de incertidumbre resulta «más oportuno que nunca» apostar «decididamente por la innovación, por la investigación de nuevos productos y nuevos mercados, por la aplicación de los avances científicos a la producción de alimentos más saludables».

Yolanda Barcina, por su parte, señaló asimismo que en esta situación de dificultad económica quizá uno de los sectores que mejor está respondiendo es el agroalimentario, que supone el 16 por ciento del PIB y que da empleo a 12.000 personas. Abogó por trabajar en las tecnologías y en nuevos procesos procesos productivos basados en I+D+i.

Europa Press

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído