Cariño, no me quieras tanto

Cariño, no me quieras tanto

(PD).- El exceso de amor puedo derivar en depresión y serios problemas de estrés. Al menos eso se deduce de un estudio de la Universidad de Houston que ha demostrado que basar la autoestima o la felicidad de uno exclusivamente en su relación de pareja, lo que los psicólogos denominan RCSE (Relationship-Contingent Self-Esteem), constituye eventualmente un problema emocional que puede llegar a causar depresión y ansiedad.

En las relaciones sentimentales uno de los dos miembros de la pareja pone mucha más pasión o sentimientos en juego que la otra. Sin embargo, otras veces, uno o ambos miembros de la relación depositan demasiado peso emocional en dicho vínculo. Así, llega un momento en el que tienden a medir su autoestima únicamente por el resultado de esa relación sentimental. Es lo que los psicólogos denominan Relationship-Contingent Self-Esteem (RCSE) o, traducido, alteraciones en el autoestima relacionadas con la pareja.

Con la participación de 198 individuos, los investigadores descubrieron es que «las personas con altos niveles de RCSE se sienten peor consigo mismos durante los momentos negativos de su relación sentimental», independientemente de por qué se había producido ese suceso o quién tenía la culpa. Además, los individuos que sufren este problema son más propensos a reaccionar de forma más emocional ante cualquier situación que envuelva a su pareja. En lugar de tratar de analizar y mirar con perspectiva la situación para afrontarla mejor, actúan impulsiva e inmediatamente.

«Inmediatamente se sienten conectados personalmente con cualquier situación negativa en la relación y sufren ansiedad, se deprimen y se vuelven más hostiles».

No me quieras tanto que puedes enfermar.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído