No llegó a desarrollarse

Salvan la vida a una bebé al extirparle a su gemelo parasitario de la espalda

El caso es extremadamente raro

Una bebé cuyo gemelo no se desarrolló adecuadamente y terminó por fusionarse con su cuerpo fue sometida a una riesgosa operación para separarla de lo que se denomina un «gemelo parasitario».

El caso es extremadamente raro: sólo uno de cada millón de niños nacidos vivos lo sufre, de acuerdo al Journal of Pediatric Surgery.

En este caso, las piernas y pies del gemelo de Dominique estaban unidos a su espalda y hombro.

Un equipo de cirujanos del Hospital de Niños de Advocate en Chicago realizó la compleja operación.

Esta resultó un éxito y Dominique pronto podrá volver con sus padres a Costa de Marfil.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído