SerGordo.com

Digresiones políticas tras unos días convaleciente alejada de la actualidad política

"Al hojear la prensa veo el tema estrella: la sentencia del Tribunal Constitucional sobre el Estatut. !Qué hartazgo!"

Digresiones políticas tras unos días convaleciente alejada de la actualidad política
María Emilia Casas, Montilla y Zapatero. Chema Barroso

Leía que Zapatero reconocía el otro día en el Congreso que sus políticas sociales eran una bomba de relojería, y se queda tan fresco

Siempre que te enfrentas a la página en blanco, te surge el vértigo.

Después de estos días en el hospital tras la exitosa operación de reducción de un 70% de mi estómago mediante laparoscopia me encuentro de golpe con la actualidad informativa: la pertinaz crisis económica, la mediocridad de los políticos, las vulgaridades de este país que alcanzan cotas inimaginables.

Al hojear la prensa veo el tema estrella: la sentencia del Tribunal Constitucional sobre el Estatut. !Qué hartazgo!

Esos comentarios contradictorios entre miembros del mismo partido –«hemos ganado», «el PP derrotado», «Cataluña en pie de guerra contra el Estado», «la nación de naciones»–. Creo que la población civil española es infinitamente superior a la irritante clase política, mediocre, altiva, petulante y necia que nos gobierna.

Qué pecado habrá cometido esta España para tener tanto memo, necio y mangante al frente de su destino. El desatino de la nueva Ley del Aborto que parece haber convertido este terrible asunto en un método anticonceptivo en vez de en una solución a tan triste asunto.

Leía que Zapatero reconocía el otro día en el Congreso que sus políticas sociales eran una bomba de relojería, y se quedó tan fresco.

Ya decía Churchill que cuidado cuando en épocas de bonanza se eligen políticos mediocres, porque luego vienen los tiempos de las decisiones y de las dificultades y nos encontramos con el inútil, el indeciso, el mediocre.

Y este es el caso de Zapatero, que insiste en su necedad demostrada, conocida ya allende nuestras fronteras para escarnio del suelo patrio.

Una bomba de relojería cuya espita abrieron sus electores y las consecuencias de la explosión todos los demás la sentimos.

Y eso es la política de nuestros días y ahora a languidecer en el estío estival, me viene a la memoria, en estado de alerta proteinica, aquello que decía D. Rodrigo Díaz de Vivar:

¡Dios que buen vasallo, si hubiera buen señor!

El gran periodista y escritor D Francisco Robles decía en el ABC del 20 de junio de 2010_

«España es un aguafuerte de Goya, el toro que muge en los versos de Miguel Hernandez, el amor obscuro y escondido de los sonetos de Lorca, la piedra gótica de las catedrales y la llanura insomne por donde cabalgan el Cid, Almanzor, D. Quijote y Sancho, la épica, la ironía, la mística y la picaresca. España es lo que fuimos y lo que no pudimos ser. España es la memoria compartida o no es nada»

¡Que se enteren los politicastros que nos gobiernan que somos todos o no somos nadie!

Buenos días y buena suerte.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Concha Páez

Licenciada en derecho por la Universidad de Granada (1977-82).

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído