Una máquina convierte en humo deliciosos platos

Esta comida no se come, se inhala

El aparato saldrá a la venta en otoño de 2011

Esta comida no se come, se inhala

Parece cosa de ciencia ficción, pero un bol de cristal de aspecto futurista llamado ‘Le Whaf’ hace bocanadas de humo de apetitosos manjares. Así lo publica el Daily Mail en el artículo ‘Anyone for a puff of lemon tart? Now there’s food you don’t eat but you inhale‘.

No es que se transforme un trozo de tarta sólida en vapor, sino que preparados especiales en versiones líquidas de los platos se convierten en gas.

El aparato ha sido inventado por el profesor de la Universidad de Harvard (EE.UU.), David Edwards, de 49 años, que por su máquina es comparado más con Willy Wonka que con Einstein. Edwards apunta:

Imagine un restaurante donde, en lugar de sentarse en una mesa, usted camina alrededor (…) En vez de comer los alimentos, los está respirando mientras camina de una habitación a otra, cada una con un sabor diferente. Apio en una. Asadores en otra. A continuación, paté.

Es muy divertido, también. Sirve para iniciar conversaciones y es una manera de saborear el sabor de las bebidas alcohólicas sin emborracharse. Es una forma de que los gourmets degusten sabores.

Para hacer funcionar la máquina sólo hay que apretar el botón de encendido. En un minuto, una nube de diminutas gotas aparecen en la pecera. Se puede servir con un dosificador que tiene el aparato antes de que se hunda.

Cada respiración o ‘whaf’ apenas contiene calorías, así que se puede disfrutar de suculentas comidas con menos riesgo de perder la figura. «Es bueno para los que hacen dieta», afirma Edwards.

‘Le Whaf’ saldrá a la venta en Francia en otoño de 2011 y costará 98 euros.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído