La pista la da un singular nicho que data de hace unos cinco mil años

¿Es este el esqueleto del primer homosexual de la historia?

Lo ha 'sacado del armario' la singular forma de su entierro

¿Es este el esqueleto del primer homosexual de la historia?

A los hombres se les enterraba sobre su costado derecho y mirando al oeste acompañados de utensilios de guerra como lanzas, cuchillos o cualquier otra arma o herramienta

Siempre han sido legión. Basta repasar los libros de Historia, para toparse con centenares de personajes célebres que, además de destacar en la pintura, la guerra, la poesía o la ciencia, fueron homosexuales.

Alejandro Magno, Platón, Aristóteles o Ricardo Corazón de León son sólo unos ejemplos.

La homosexualidad ha estado presente en las sociedades desde tiempos muy antiguos… ¿pero exactamente desde cuándo?

Esta semana ha salido a la luz el caso del que probablemente sea el primer esqueleto gay registrado. La noticia aparece en el británico Daily Mail, cuyo artículo, así como el del Telegraph resume perfectamente el blog «Ya está el listo que todo lo sabe«

Los restos y huesos encontrados durante unas excavaciones a las afueras de Praga (República Checa) corresponden al de un hombre que vivió entre los años 2.900 a 2.500 antes de Cristo, y que por tanto pertenecía a la cultura de la Cerámica Cordada, que tuvo sus inicios en la edad de piedra y culminó hacia la edad del bronce, llegando a ocupar gran parte del norte de Europa.

El ritual funerario por aquel entonces estaba bien diferenciado por sexos:

«A los hombres se les enterraba sobre su costado derecho y mirando al oeste acompañados de utensilios de guerra como lanzas, cuchillos o cualquier otra arma o herramienta de la época y algunas porciones de alimento y bebida para el trayecto, mientras que las mujeres eran enterradas sobre su lado izquierdo y con la cabeza mirando hacia el este».

«Éstas estaban acompañadas de collares hechos con dientes de animales, pendientes de cobre, jarras y/o utensilios de menaje, así como un recipiente en forma de huevo que era colocado cerca de los pies».

En el caso del esqueleto de hombre, descubierto en Praga por la arqueóloga Kamila Remisova Vesinova, reposaba sobre su lado izquierdo, miraba hacia el este y estaba acompañado de menaje en lugar de armas.

Los científícos e historiadores que investigan el nicho piensan que no se trata de ninguna broma ni error y que probablemente se trate un hombre con una orientación sexual diferente:

«Un homosexual o transexual».

 

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído