Una investigación da cuenta de cómo se las gasta su Servicio Nacional de Salud

En Reino Unido queman fetos de niños abortados…¡para calentar los hospitales!

Más de 15.000 bebés fueron incinerados junto a la basura estos últimos años

En Reino Unido queman fetos de niños abortados...¡para calentar los hospitales!
Un feto y unas manos... Captura

Los padres no fueron consultados sobre su voluntad con respecto a los niños no nacidos

Este lunes 24 de marzo de 2014 el canal inglés Channel 4 ha hecho saltar la bomba, emitiendo un cruento reportaje que da cuenta de que durante estos últimos años los cuerpos de miles de fetos abortados han sido quemados junto a los desechos clínicos en algunos hospitales de Reino Unido.

Según se hace eco The Telegraph, más de 15.000 bebés fueron así quemados junto a la basura, y en dos de los hospitales incluso se utilizaron en el incinerador que se utiliza para calentar el hospital. 

UN TOTAL DE 27 HOSPITALES

tp://www.libertaddigital.com/internacional/europa/2014-03-24/fetos-que-sufrieron-un-aborto-son-incinerados-para-calentar-hospitales-del-reino-unido-1276513987/

En tan solo dos años ese elevado número de cuerpos de no nacidos han ido a parar a las llamas de nada más y nada menos que 27 hospitales del Servicio Nacional de Salud.

La investigación reveló además que los padres no fueron consultados sobre su voluntad con respecto a los niños no nacidos.

El hospital Addenbrooke en Cambridge llegó a decir a los padres que sus niños fueron incinerados en crematorios, aunque en realidad los incineraba como residuos.

Otro hospital que cuenta con una planta para convertir los residuos en energía, el Hospital Ipswich, en realidad incineraba a los niños en crematorios, pero al mismo tiempo quemaba junto con los desechos médicos a los niños llevados de otros hospitales que no cuentan con sus propias plantas.

Dicha práctica provocó mucha indignación en el Reino Unido, lo que ha obligado al Departamento de Salud a prohibirla completamente argumentando que es «totalmente inaceptable «, según el ministro de Salud, Dan Poulter.

 

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído