LISTAS D

Por estas 10 razones pueden ponerte las mujeres unos cuernos de espanto

Por estas 10 razones pueden ponerte las mujeres unos cuernos de espanto
Mujeres, pareja, felicidad e infidelidad. PD

Según un estudio reciente, realizado por Café y Compañía, una agencia matrimonial británica, encuestó a 3000 personas, de las cuales, el 20 por ciento de las mujeres confesaron ser infieles.

He aquí las razones de ello:

Por venganza

Incluso si ella no quiere realmente, lo único que entiende es que duele. Y, sorpresa, puede funcionar. Los hombres no son emocionales, no pueden sentir el mismo dolor… a menos que se les haga sentir. Las mujeres sienten que el engaño es una forma de igualar el marcador, aunque probablemente no va a ayudar a sanar la relación.

Es emocionante

La mujer engaña para ver si puede salirse con la suya, en realidad no quiere que la atrapen. Quiere tener ambas relaciones y eso la emociona. Es de las infidelidades menos comunes. Una mujer, por lo general, trata de hacerle saber a su marido que hay un problema. Si él no puede hacerle frente a la situación o hace caso omiso, entonces engaña, porque siente que no tiene otra opción.

Por ego

Cuando las mujeres engañan, los otros hombres, por lo general las complementan y las hacen sentir sexy, cosa que su pareja actual no está haciendo. La infidelidad ocurre en relaciones donde no existe vinculo emocional con la pareja actual. Los maridos deben tener cuidado de que sus esposas se sientan amadas, estimados o no ignoradas. Si una mujer se siente descuidada, se vuelve muy vulnerable y puede fácilmente caer en una aventura amorosa, emocional o física, con un hombre que la hace sentir especial, deseada.

Para buscar una conexión de amor

¿Son amantes o compañeros de habitación? Las relaciones a largo plazo son muy diferentes. La química que había inundado su cerebro cuando estuvieron juntos por primera vez, se ha desvanecido. Las parejas deben reavivar la magia romántica con trabajo diario. Es importante estimular la química que se sentían cuando se enamoraron. Los besos de al menos 30 segundos y abrazos de 20 segundos, elevan los niveles de endorfinas.

Para escapar

La mayoría de las mujeres engañan como una vía de escape. Esto es especialmente cierto en las madres casadas. Si la mujer tiene hijos, ella no deja al marido por culpa. Porque no quiere ser la responsable de la desintegración. El asunto es una manera de aliviar la sensación de estrés y culpabilidad, ya que el marido puede dejarla. Los hombres son mucho menos tolerantes que las mujeres cuando se trata de la infidelidad y son menos propensos a perdonar a una esposa infiel. Si el marido ha sido engañado es mucho más probable que ponga fin a su matrimonio a que de a su esposa una segunda oportunidad.

Están aburridas con su vida sexual

Las parejas que han estado juntos mucho tiempo a menudo se quejan de que su vida sexual se ha convertido en algo aburrido. Esta es razón para que algunas mujeres busquen en otros lugares satisfacer sus impulsos. A veces las mujeres engañan porque sienten que no hay espontaneidad en su relación. No importa si son mujeres de 20 años o menos, pueden engañar por el mismo tipo de razones sexuales como los hombres, que quieren vivir relaciones sexuales más frecuentes, diversas o que tienen curiosidad acerca de lo que sería tener relaciones sexuales con un hombre en particular o con alguien que no sea su marido. Trata de darle vida a tu vida sexual en pareja.

Soledad

Recuerde cuando usted no podía creer que había encontrado a alguien tan afín. Si una mujer siente que ella y su marido ya no tienen nada en común, puede buscar una relación emocional con alguien que comparte intereses similares. Sin embargo, una aventura emocional puede avanzar rápidamente al siguiente nivel y convertirse en una aventura sexual. Muchas mujeres engañan para llenar un vacío.

Revivir el pasado

Los ex-novios puede ser un territorio familiar, pero no necesariamente reparador. Esta solución nunca dura. A menudo no es realmente acerca del ex-novio, sino más bien de quién era la mujer cuando estaba con él. Volviendo a su juventud la hace sentir viva de nuevo. Se siente más joven, despreocupada, sexy y atractiva.

Por una experiencia cercana a la muerte

Una experiencia cercana a la muerte a menudo hace a las mujeres a repensar las cosas. Miran su vida con mayor profundidad, ya que han recordado su propia mortalidad. No sólo los accidentes repentinos, sino también las enfermedades potencialmente mortales. El cáncer de mama, por ejemplo puede hacer que las mujeres se pregunten por su vida, de repente son muy conscientes de su propia mortalidad. Para empeorar las cosas, sienten que sus cónyuges los han defraudado cuando más los necesitaba. Sea lo que sea, estas mujeres están heridas y se ven fuera del matrimonio. Sienten que su tiempo es limitado, que quieren aprovechar al máximo lo que tienen, aunque no sea con el hombre que se casó.

Quieren sentirse valoradas

Las mujeres sienten que trabajan 30 horas en la casa: hace la limpieza, cuida de los niños, necesitan sentirse valoradas. Si nos fijamos en las razones principales por las que las mujeres engañan, la mayoría de las situaciones podrían ser fácilmente remediadas por un marido amoroso, cariñoso, atento y cooperativo. Una mujer felizmente casada, que tiene una buena relación con su marido, no engaña.

Booking.com

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído