CAMILLE PAGLIA

‘Sexual Personae’: Paganismo y Literatura

'Arte y decadencia desde Nefertiti a Emily Dickinson', el libro fundacional del nuevo feminismo más provocador

'Sexual Personae': Paganismo y Literatura

«La  literatura  inglesa  es  una  de  las  grandes  construcciones  de  la  historia  del  arte.  Es  simultáneamente música y filosofía, una corriente sensorial de pensamiento que ha alimentado a una generación tras otra de escritores  desde  la  Edad  Media  al  Movimiento  Moderno.  La  brillante  singularidad  de  la  literatura inglesa se inicia en el Renacimiento y se debe a un solo hombre: Edmund Spenser. Su poema épico, The Faerie Queene (1590, 1596), juega en el Renacimiento inglés el mismo papel que la escultura y la pintura  en  el  italiano.  Spenser  es  heredero  de  Botticelli.  Spenser  dominaba  intuitivamente  esa  tradición apolínea de líneas nítidas, y gracias a ella introduce a la literatura inglesa en la antigua dinastía de las “personas del sexo” occidentales.»

«El voyeurismo es la amoral estética del agresivo ojo occidental. Es la nube contemplativa que nos envuelve en cuanto que “personas del sexo”, transportándonos sin ser vistos por el espacio y el tiempo. El cristianismo, lejos de desechar el ojo pagano, se limitó a expandir su poder. Todos los caminos prohibidos del cristianismo son territorios vírgenes para que el ojo pagano entre a profanarlos. The Faerie Queene es un análisis grandemente original de estas tendencias de la cultura occidental.»

«Las artes, a excepción del retrato, no fueron el punto fuerte del Renacimiento inglés, en parte debido a la destrucción de las imágenes católicas llevada a cabo por Enrique VIII. Spenser recrea de forma poética la iconografía inglesa. Su influencia en los escritores que le siguieron, empezando por Shakespeare, es inconmensurable. La literatura inglesa debe su sorprendente complejidad a la lucha interna de Spenser. El demonismo ctónico de la poesía romántica, por ejemplo, no es sino el florecimiento de las represiones secretas de The Faerie Queene.»

«El revolucionario Spenser introduce el ojo, la mirada, en la poesía inglesa. La teoría horaciana de que un poema debía ser como una pintura estaba muy difundida y fue muy comentada durante el Renacimiento. Pero Spenser la supera. La imagen, como insiste A.C. Hamilton, es tan importante como la alegoría. La fuerza conceptualizadora del The Faerie Queene y la fuente de la que manan sus ideas más importantes es el ojo agresivo. Spenser es el primer teórico de la agresividad, anticipándose a Hobbes,  Sade, Darwin, Nietzsche y Freud. Sólo Leonardo y Miguel Ángel se habían enfrentado antes que él al problema moral que planteaba el ojo alerta, vigilante.»

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído