Ciencia Viral

Denuncian que las políticas de la NASA plantean un riesgo de contaminación extraterrestre

Las misiones a cuerpos celestes del Sistema Solar pueden alterar tanto la biosfera de la Tierra como la de otros mundos

Denuncian que las políticas de la NASA plantean un riesgo de contaminación extraterrestre
Nasa Nasa

La Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio, más conocida como NASA (por sus siglas en inglés, National Aeronautics and Space Administration), es la agencia del gobierno estadounidense responsable del programa espacial civil, según wp, así como de la investigación aeronáutica y aeroespacial.

En 1958, el presidente Dwight Eisenhower fundó la Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio (NASA)​ con una orientación de marcado carácter civil, en lugar de militar, fomentando las aplicaciones pacíficas de la ciencia espacial. El 29 de julio de 1958 se aprobó la National Aeronautics and Space Act (Ley Nacional del Espacio y la Aeronáutica), desestabilizando así el antecesor de la NASA, el Comité Consultivo Nacional para la Aeronáutica (NACA). El 1 de octubre de ese año comenzó a funcionar la nueva agencia

Con el avance de la exploración espacial, resulta necesario revisar de manera urgente las políticas de protección planetaria para evitar la contaminación de los cuerpos celestes vecinos con microorganismos terrestres y viceversa, advierte un informe publicado de manera conjunta por las Academias de Ciencias, Ingeniería y Medicina de Estados Unidos, según rt.

De este modo, los autores de este documento instan a la NASA a mejorar el proceso de protección planetaria antes de concretar sus proyectos más ambiciosos, debido a que estiman que los procedimientos que emplea hoy en día han quedado obsoletos.

El Tratado del Espacio Exterior de Naciones Unidas data de 1967 y establece que los países firmantes explorarán otros mundos para «evitar su contaminación dañina» e impedir «cambios adversos en el medio ambiente de la Tierra resultantes de la introducción de materia extraterrestre».

Este texto de los académicos estadounidenses recuerdan que las bacterias o virus terrestres que portaran los tripulantes o las naves de una misión espacial podrían sufrir mutaciones durante una prolongada exposición a las condiciones del espacio y representar un riesgo para la población de la Tierra tras su regreso.

Además, si las futuras misiones tripuladas llegaran a planetas como Marte esos microorganismos también podrían cambiar y sería difícil determinar si pertenecen al lugar que se pretende explorar o son alteraciones de los microbios procedentes de nuestro planeta.

VÍDEO DESTACADO: La NASA ha descubierto en Marte compuestos necesarios para la vida

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído