Los manifestantes vencen a la policía en el aeropuerto de Bangkok

(PD).- Los violentos manifestantes de la oposición en Tailandia, que mantienen ocupado el aeropuerto internacional de la capital Bangkok desde hace varios días, rechazaron el avance de la policía, que intentó liberar las instalaciones.

La policía tuvo que levantar los cortes de las calles de acceso al aeropuerto, con las que pretendían evitar la llegada de más manifestantes de la Alianza Popular para la Democracia (PAD).

Las miles de personas que se encontraban en las terminales del aeropuertos esperaban con expectativa el desarrollo de los acontecimientos.

Opositores armados con barras de hierro vigilaban los accesos al aeropuerto y habían anunciado resistir cualquier intento de desalojar el edificio por la fuerza. Entre los manifestantes hay familias con niños y jubilados. La mayoría está vestida de amarillo, el color del rey, para demostrar su lealtad a la monarquía.

La policía quería negociar una solución pacífica con los opositores, una opción que fue descartada por los líderes de la PAD. Sondhi Limthongkul, líder de la PAD que promueve las protestas para un cambio de gobierno, respondió que «no hay margen» para una negociación.
El jefe de gobierno tailandÙs, Somchai Wongsawat, declaró el jueves el estado de excepeción para el aeropuerto internacional y el viejo aeropuerto internacional, Don Mueang, que tambiÙn está ocupado por manifestantes. Esto significa que cualquier reunión de más de cinco personas es ilegal.

Somchai trasladó la mayor parte de su gobierno a Chiang Mai, a 550 kilómetros al norte de Bagkok, ante el temor a que la ola de protestas derive en un golpe de Estado.
Debido a los cierres de los aeropuertos se estima que 100. 000 pasajeros quedaron varados, según el ministro de Turismo, Weerasak Kowsurat. Fuentes de la industria indicaron que se pierden 86 millones de dólares por día.

La PAD no está representada en el Parlamento. Su líder calificó la actual acción de «última batalla» para derrocar al gobierno, al que acusan de ser una marioneta del ex primer ministro Thaksin Shinawatra, un millonario de las telecomunicaciones que gobernó entre2001 y 2006 y fue derrocado por un golpe de Estado.

Thaksin vive en el exilio y acaba de reconocer su intención de volver a la política tailandesa despuÙs de decir lo contrario durante meses. El partido gubernamental PPP fue formado por sus seguidores ySomchai es el cuñado de Thaksin.

La PAD afirma que el PPP quiere facilitar el retorno de Thaksin mediante una reforma constitucional, despuÙs de que Ùste fuese condenado en ausencia en octubre a dos años de cárcel por abuso de poder.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído