Un comprador anónimo se lleva una espectacular colección de monedas hispanas

Un comprador anónimo se lleva una espectacular colección de monedas hispanas
. EFE/Archivo

Una espectacular colección de 38.000 monedas hispanas, la mayor del mundo fuera de España y entre la que destaca una mítica pieza de «50 excelentes», fue vendida hoy a un comprador anónimo en una subasta a sobre cerrado en Nueva York cuyos términos económicos no se hicieron públicos.

«Tras la conclusión de la puja cerrada, nos complace anunciar que la colección Archer M. Huntington ha sido vendida a un comprador anónimo por un precio que es confidencial», anunció Sotheby’s en un escueto comunicado.

La popular casa de subastas neoyorquina declinó ofrecer hoy más detalles sobre la venta, aunque al presentar las monedas el pasado mes de febrero sus expertos valoraron el lote entre 25 y 35 millones de dólares.

Después de completarse la operación, nada se sabe del nuevo dueño de las monedas. Fuentes diplomáticas aseguraron a Efe que no tenían constancia de que el Gobierno español haya hecho alguna gestión para adquirir las monedas.

La colección, que fue vendida de forma íntegra y a sobre cerrado, de acuerdo a las normas de esta subasta, llevaba expuesta desde enero en la sede de Sotheby’s en Manhattan y pertenecía hasta ahora a la Hispanic Society of America (HSA), que se desprendió de las piezas para recaudar fondos a fin de comprar nuevas obras de arte.

De entre las 37.895 monedas de la colección, la más relevante es el llamado «50 excelentes», el único que todavía se conserva de la serie que mandaron acuñar en el siglo XV los Reyes Católicos durante el periodo de las expediciones de Cristóbal Colón al Nuevo Mundo.

Es una enorme moneda de oro, de casi cinco onzas de peso, que se cree se producía en ocasiones especiales para ser entregada como donativo a personas a las que querían honrar los monarcas.

Esta pieza «representa la época en que la España moderna se convirtió en un país protagonista en el mundo» y formaba parte de una serie de monedas «que eran aceptadas como medio de pago en el comercio internacional, una especie de proto-euro», explicó a Efe David Tripp, experto en numismática de Sotheby’s.

«Pero incluso más que eso, su tamaño ya lo dice todo», añadió Tripp.

Además de esta pieza estrella, en la colección también figuran otras monedas representativas de distintos momentos en la historia del mundo hispano entre los siglos V a.C al XX, en España primero y luego todos sus colonias y territorios de ultramar.

Estas monedas son testigo de las épocas de dominación romana, visigoda o árabe, así como del esplendor y más tarde el declive del Imperio Español, hasta la modernidad.

De todos estos periodos, Tripp destacó en particular un ejemplar de la época de los cartagineses con un elefante en una cara y en la otra que podría ser Aníbal o la serie de denarios romanos de las Idus de Marzo.

El experto en numismática de Sotheby’s también mencionó las monedas de la época visigoda, las primeras acuñadas por España como un territorio unificado tras la caída del Imperio Romano.

La vasta colección fue recopilada entre finales del siglo XIX y principios del XX por el millonario e hispanista estadounidense Archer M. Huntington (1870-1955), considerado uno de los filántropos más ricos y generosos de la historia de Estados Unidos.

Huntington, único hijo del magnate del ferrocarril Collis P. Huntington y quien desde su adolescencia siempre mostró interés por España, se propuso reunir monedas de cada periodo histórico y territorio, por remoto que fuera, que tuvo influencia hispana.

Completó el lote en 1905, un año después de promover la HSA como museo gratuito y biblioteca de investigación para el estudio de las artes y la cultura de España, Portugal y Latinoamérica, tal y como permanece en la actualidad.

El filántropo cedió en 1949 la propiedad de su colección al patronato de la HSA, pero nunca fue incorporada a sus galerías y no había sido jamás vista en público hasta la subasta organizada por Sotheby’s.

«No es una colección, sino varias al mismo tiempo. Huntington no se limitó a coleccionar monedas hispanas, sino que creó un legado de la influencia hispana en el mundo a través de estas monedas», señaló Tripp.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Irene Ramirez

Irene Ramirez. Responsable de campañas en Grand Step. Fue redactora de Periodista Digital entre 2012 y 2013.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído