150 ocas palentinas reparten su magia en Madrid, Santander, Toledo y Palencia

150 ocas palentinas reparten su magia en Madrid, Santander, Toledo y Palencia
. EFE/Archivo

Ciento cincuenta ocas, naturales de Palencia y dirigidas por José Miguel Espinosa, ‘Miguelín’, lucirán su porte de cuento mañana en las cabalgatas de Reyes de Madrid, Toledo, Santander y Palencia, en las que desfilaran con uniforme de gala para llenar de magia los sueños de los niños.

Son muchos los años, casi veinte, los que Miguelín, un palentino de pura cepa, amante de los animales, la naturaleza y lo ecológico, lleva repartiendo magia por las cabalgatas de toda España con sus ocas amaestradas.

«El día que me canse, será porque me he hecho mayor», ha reconocido con ironía este palentino, que ha encontrado en sus hijos, David y Juncal Espinosa, el empuje necesario para seguir llevando sus ocas allá donde les llamen.

Y son muchos los sitios que se pelean por disfrutar del porte majestuoso de estas aves de cuento, que lucirán simpatía y elegancia en las cabalgatas de Reyes de Madrid, Santander, Toledo y por supuesto Palencia.

Lo harán adornadas con bolas de Navidad y collar de juncos trenzados a mano, y desfilaran en fila india, hacia adelante o hacia atrás, más rápido o más lento, a las órdenes de Miguelín, David, Juncal y Lorenzo.

Porque este año ha habido que repartirse el trabajo para estar en cuatro sitios a la vez sin hacer uso de la magia, acompañando a los Magos de Oriente.

Por eso Miguelín capitaneará su ‘ejército’ de 60 ocas en Madrid, ayudado por dos corderos y un perro que se han criado junto a las aves desde que se nacieron y que «son más que hermanos».

«Tendré que darles el biberón cada poco para que no den guerra porque son muy pequeños», bromea Miguelín, que este año tendrá que ir vestido de soldadito de plomo para no desmerecer el cuento de Hans Cristian Andersen que le ha tocado representar.

En Santander estará su hija Juncal con un ejército de 30 ocas, que capitaneará el viejo Ansar, muy suelto en estas lides en las que tiene mucha experiencia, y muy «potente», a pesar de los años, para aguantar todo el recorrido dirigiendo a sus congéneres.

Otras 40 estarán en la cabalgata de Reyes de Toledo, dirigidas por Pelos Revueltos, también experto en cabalgatas y desfiles de todo tipo; y solo una veintena se quedarán en Palencia.

Para este despliegue, Miguelín ha tenido que alquilar dos furgonetas y adaptarlas para que las ocas vayan como reinas, no tengan estrés en el viaje, y den el do de pecho en cada desfile, que para eso han estado entrenando durante los últimos meses.

Para eso y «para no asustarse con el ruido de los petardos, los gritos de la gente y los flashes de las cámaras», explica Miguelín.

Las que se quedarán en casa este año serán Paloma y Pinta, por las que Miguelín siente debilidad, ya que le acompañan desde hace muchos años.

«Ya están mayores para cabalgatas», confiesa, y por eso ha decidido jubilarlas y dejar que «vivan la vida» pastando en la finca ecológica que tiene en Palencia.

Porque para aguantar el recorrido de las cabalgatas «hay que estar en plena forma» y por eso desde hace algunos años Miguelín, y sobre todo sus hijos y algunos amigos, ingenieros y veterinarios muy entendidos, están intentando «rozar la perfección» y mejorar la genética de sus ocas con los mejores machos que hay en el mercado.

Por eso y porque hay sueños que no tienen precio, y todos los esfuerzos son pocos si se consigue pintar de blanco cada noche de Reyes y contagiar ilusión y esperanza a niños y mayores.

Almudena Álvarez

 

Autor

Irene Ramirez

Irene Ramirez. Responsable de campañas en Grand Step. Fue redactora de Periodista Digital entre 2012 y 2013.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído