Famosos

Todos los artistas que ‘reniegan’ de Woody Allen

Hollywood le repudia 25 años después de la denuncia de su hija

Todos los artistas que 'reniegan' de Woody Allen
Woody Allen YT

Por primera vez en su larga trayectoria, Allen enfrenta una condena pública por parte de sus colegas. Su último proyecto en cine – A Rainy Day in New York- corre peligro.

Aunque no quiera estar en el foco de atención, el cineasta es el último protagonista de este gran cambio en el mundo del entretenimiento provocado por la oleada de denuncias de acoso sexual, según recoge Infobae.

Actores que idolatraban y trabajaron con el director se han puesto en su contra por las graves acusaciones de abuso sexual que estos días vuelve a recordar Dylan Farrow.

Tras años de sentirse ignorada después de alegar que su padre adoptivo abusó sexualmente de ella cuando tenía tan solo siete años, Dylan Farrow, hija adoptiva de Allen y la actriz Mia Farrow, contó por primera vez televisión cómo su padrastro abusó de ella un 4 de agostos de 1992.

«Quiero mostrar mi rostro y contar mi historia», afirmó Dylan a CBS.

Ahora espera que finalmente le crean.

En 2014, Dylan escribió una carta a The New York Times en la que confesó que Allen había abusado de ella en el ático de la casa donde vivían en 1992, cuando solo tenía siete años. Y volvió a repetirlos recientemente en diciembre en una columna en el diario Los Ángeles Times titulada: «¿Por qué la revolución del #MeToo perdona a Woody Allen?».

Un largo artículo en la revista The New Yorker de su hermano Ronan Farrow, hijo biológico de Allen y Farrow, ayudó a destapar el escándalo que tumbó a Harvey Weinstein.

Unas acusaciones que el director de Vicky Cristina Barcelona siempre negó.

En 1992 la relación entre Mia Farrow y Woody Allen se rompió debido al romance del realizador, entonces de 56 años, con su hijastra, Soon-Yi Previn, entonces de 21 años.

Allen alega que las denuncias por abuso de Dylan contra él fueron creadas por su ex mujer para vengarse de él por dejarla con Soon-Yi, con la que finalmente se casó y tiene dos hijos.

Hollywood repudia a Woody Allen 25 años después de la denuncia de su hija

Ahora, con la tormenta desatada por los movimientos #MeToo y Time’s Up, sus pares comienza a repudiar al director, que ha dirigido más de 50 películas y ganado cuatro Oscar.

Actores y actrices como Natalie Portman, Greta Gerwig, Mira Sorvino, Evan Rachel Wood, Ellen Page, Rebecca Hall o Timothée Chalamet dicen públicamente que creen las denuncias de Dylan Farrow y que no volverán a trabajar con el realizador neoyorquino de 82 años.

«Te creo, Dylan»

La famosa conductora televisiva Oprah Winfrey, que pronunció un poderoso discurso en la ceremonia de entrega de los Globos de Oro, preguntó en una reciente mesa redonda a varias líderes del movimiento Time’s Up qué pensaban de las denuncias de Dylan Farrow.

«Te creo, Dylan», respondió una de ellas, la multipremiada actriz Natalie Portman, quien trabajó con el director en la comedia musical Todos dicen I love you, en 1997.

Rebecca Hall, que se hizo conocida en Vicky Cristina Barcelona (2008), fue la primera en ponerse públicamente en contra del director, con el que acaba de rodar A Rainy Day in New York.

«Mis acciones han hecho sentirse a otra mujer silenciada y ninguneada. Lo siento profundamente. Lamento mucho esta decisión y no la repetiría», dijo Hall en referencia a Dylan. Aunque solo rodó un día y su salario no era muy grande, decidió donarlo al fondo de defensa legal «Time is Up»

Dylan ha pedido a estrellas como Kate Winslet, Justin Timberlake o Blake Lively que dejen de aplaudir a Allen y lo condenen. Ellos no han cambiado de parecer (por ahora) pero otros sí lo han hecho.

Recientemente, Mira Sorvino, que ganó un Oscar gracias a Allen por su papel en Poderosa Afrodita en 1995, publicó una carta abierta en Vanity Fair en la cual pidió disculpas a Dylan Farrow.

«Confieso que cuando trabajé con Woody Allen era una actriz joven e inocente. Me tragué lo que decían los medios, que presentaban las denuncias de abuso contra tu padre como una consecuencia de una complicada batalla legal entre Mia Farrow y él, y no miré más en profundidad el asunto; lo lamento mucho. Si hay que derribar a todos los viejos dioses, que así sea», expresó.

Timothée Chalamet, uno de los posibles candidatos a ganar el Oscar por su rol en Call Me by Your Name, se unió a su compañera Rebecca Hall y anunció que destinará el salario recibido por su participación en A Rainy Day in New York para ayudar a «acabar con la injusticia, la desigualdad y, sobre todo, el silencio».

«Quiero merecer estar junto a los valientes artistas que están luchando por que toda la gente sea tratada con el respeto y la dignidad que merecen», expresó.

El joven actor había recibido numerosas críticas en las redes sociales por lucir un pin de la iniciativa «Time is Up» en los Globos de Oro tras haber trabajado con Allen.

La actriz y directora Greta Gerwig afirmó que se arrepiente de haber actuado en A Roma con Amor en 2012 y aseguró que no volvería a hacerlo ya que ahora es consciente de las acusaciones sexuales contra él.

«Solo puedo hablar por mí misma y he llegado a lo siguiente: si hubiera sabido lo que sé ahora, no habría actuado en la película. No trabajaría para él otra vez», dijo Gerwig al New York Times.

Rachel Brosnahan dijo en una entrevista con The Hollywood Reporter, publicada el 1 de enero, que lamenta haber trabajado con Allen en la serie Crisis in Six Scenes de Amazon: «No puedo retractarme, es importante para mí seguir adelante, tomar decisiones que reflejen mejor las cosas que valoro y mi visión del mundo «.

David Krumholtz, quien apareció en la película de Allen Wonder Wheel, dijo también que lamenta haber trabajado con Allen. «Es uno de mis errores más desgarradores», dijo Krumholtz, conocido por sus papeles en The Deuce y 10 Things I Hate About You. «No podemos dejar que estos hombres nos representen en el entretenimiento, la política o cualquier otro ámbito. Están debajo de hombres reales «.

En una publicación de Facebook el 10 de noviembre pasado, Ellen Page dijo que trabajar en la película de Allen en A Roma con amor fue «el mayor arrepentimiento de mi carrera».

El último arrepentida fue el actor de renombre, Colin Firth. Como recoge The Guardian, el ganador del Oscar ha confirmado que nunca más volverá a ponerse a las órdenes de Allen en toda su vida. «Nunca volveré a trabajar con él», sentenció el británico, quien ya trabajó para él en 2014, cuando protagonizó Magia a la luz de la luna junto a Emma Stone.
Pocas voces se han manifestado a favor del premiado cineasta, uno de los nombres más respetados artísticamente en la industria del cine. Uno de ellos, Alec Baldwin, quien aseguró que los actores que lamentan haber trabajado con Woody Allen son «injustos y tristes».

«¿Es posible apoyar a los sobrevivientes de pedofilia y asalto / abuso sexual y también creer que WA (Woody Allen) es inocente? Creo que sí «, tuiteó el actor, quien dijo que trabajar tres veces con el director fue «uno de los privilegios» de su carrera.

Baldwin además recordó que tras investigaciones en dos estados, Nueva York y Connecticut, no se presentaron cargos en su contra por abuso sexual.

Cate Blanchet y Diane Keaton, dos actrices con una fuerte discurso sobre los derechos de la mujer, no dudaron en ser musas del cineasta, entre muchas otras. Cuando son interrogadas sobre la vida privada de Allen, eligen el silencio o defenderlo.

Keaton, ex pareja de Allen, está de su lado: «No tengo nada que decir excepto que le creo a mi amigo».

Kate Winslet, la protagonista de la última película de Woody Allen, Wonder Wheel, dio una curiosa argumentación de cómo hacerse la distraía a la hora de un buen trabajo: «Como actriz, solo tienes que alejarte y decir: no sé nada.

Fuente: Infobae/Leer más

VIDEO DESTACADO: El hijo adoptivo culpa a Mia Farrow de «lavarle el cerebro» contra Woody Allen

Booking.com

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído