Antígona, como espectacular despedida

Antígona, como espectacular despedida

Víctor Ullate se retira por todo lo alto, llevando la inmortal tragedia por primera vez a la danza y consiguiendo una superproducción coherente y espectacular, de impacto audiovisual casi cinematográfico. Un hito para su carrera y para todos los que le acompañan en este desafío reivindicativo tras unos años discutibles.

Esta versión libre de la obra de Sófocles parece haber buscado y encontrado el camino de la espectacularidad para enfrentarse a la tarea casi titánica de coreografiar uno de los argumentos más analizados, reinterpretados y complejos de la historia de la cultural occidental, uno de sus basamentos como si dijéramos, tan sólido, establecido y solemne que asustaría a cualquiera reconvertirlo en un extenso ballet moderno de argumento, temeroso de perderse por el camino.

Sin embargo, y para sopresa de escépticos como nosotros, esta coreografía de Víctor Ullate y Eduardo Lao resiste el embate y podría contemplarse sin cansancio ni desconcierto por un extraño terrícola que no conociera el original ni hubiera leído notas previas y presentaciones prolijas. Es danza contemporánea clásica, si se nos permite la síntesis, alejada de vanguardismos y penúltimas tendencias, pero consistente en la vía actual de puntas, un enorme repaso del catálogo de pasos y movimientos que no decae en repeticiones, que alterna con pulso los momentos solistas y los pasos a dos con el resto de las composiciones incluidos grandes momentos de conjunto. El formato de 90 minutos ininterrumpidos es excesivo sin duda, podría aligerarse, pero ya sabemos que cuando se crea en serio es difícil pararse y dejarse algo en el tintero. Se necesitaría mayor identificación de cada uno y cada una de tan complejo elenco de personajes, pues es fácil confundirlos. Y la expresividad gestual que completa el baile es un tanto anticuada en relación a los grandes progresos que ha hecho la dirección artística de la ópera, por ejemplo, en las últimas dos décadas en este terreno. Pero en conjunto creemos que es todo un monumento coreográfico digno de celebrarse, aunque el fuerte de Ullate no sea el refinamiento y cierta tosquedad carpetovetónica sea la marca de la casa.

Sus apoyos escenográficos son sólidos, los más sólidos nunca visto a esta compañía. Lo más sobresaliente es la iluminación de Luis Perdiguero, que consigue una dinámica de novedades continuas sin apenas mover un barril de la acertadísima escenografía de Curt Allen Wilmer: de lo más convencional pero de lo más efectivo. Notable vestuario de Iñaki Cobos, más en variación que en algún modelito con faldita de leopardo, y con la señalada falta de elementos accesorios que identifiquen a los personajes. Enorme sonido de superproducción ‘olivudense’ para una banda sonora muy cinematográfica, más oriental que griega, en la que hubiera sido de estricta justicia identificar a sus componentes, compositores e intérpretes. Hay una excelente paleta electrónica con toques de Peter Gabriel, melodías árabes, y la presencia preponderante de Lisa Gerrard que hace que nos suene a película, y es que fue premiada con un Globo de Oro por su colaboración en la banda sonora de ‘Gladiator’. Acabáramos.

Y los protagonistas. Josué Ullate hace frente a las 16 funciones, erigido ya en toda una figura de la danza española. Su marcha es ascendente, su técnica irreprochable, su imagen todavía por formar y su expresividad madurando. Para llevar la contraria fuimos a ver al segundo reparto, casi clandestino ante el bombo recibido en el primer reparto, sin duda merecido, por la veterana Lucía Lacarra. Y en él no desmereció Laura Rosillo, también de la cantrera de Ullate y actualmente en el Het Nationale Ballet en Amsterdam; esta Antígona será para ella un gran paso adelante. Tampoco lo hicieron Elena Diéguez ni Manuela Medeiros ni Óscar Comesaña, alternativas también al reparto del estreno. Muy destacable el nivel técnico conseguido por la compañía en pleno, que se enfrenta a un futuro aún no definido que ojalá permita seguir avanzando. Dicen que la Comunidad de Madrid no alcanza a cubrir los gastos. Pero la vía del patrocinio privado está por iniciarse y debería funcionar estilo Londres. Se necesita encontrar un gran gestor e inspirarse en el Teatro Real.

No sabemos si Esther Tablas y su compañía Rajatabla Danza llegaron a estrenar su versión de Antígona finalista en el XIX Certamen de Coreografía de Danza Española y Flamenco. En ese caso, la Antígona de Ullate y Lao no sería la primera. En todo caso, La obra llega a los Teatros del Canal tras pasar por el Teatro Romano de Mérida, el Festival de Verano de San Lorenzo de El Escorial y la Quincena Musical de San Sebastián. Este domingo la gran sala roja estaba repleta, subrayó con aplausos media docena de grandes momentos y se mostró entusiasta en sus ovaciones al final de un espectáculo que pasará a la pequeña historia de la danza en este país y esta época.

Teatros del Canal
Antígona
Víctor Ullate Ballet
22/08/2019 – 08/09/2019
Versión dirigida y coreografiada por Víctor Ullate y Eduardo Lao

Elenco
ANTÍGONA:
Funciones con Lucía Lacarra: 22, 23, 24, 28, 30 y 31 de agosto y 4, 7 y 8 de septiembre
Funciones con Laura Rosillo: 25, 27, 29 de agosto y 1, 3 y 6 de septiembre
Función con Marlen Fuerte: 5 de septiembre
HEMÓN: Josué Ullate
EDIPO:
Funciones con Cristian Oliveri: 22, 23, 24, 28, 30 y 31 de agosto y 4, 5, 7 y 8 de septiembre
Funciones con Óscar Comesaña: 25, 27, 29 de agosto y 1, 3 y 6 de septiembre
YOCASTA: Martina Chávez
CREONTE: Mariano Cardano
EURÍDICE: Keiko Oishi
ISMENE:
Funciones con Min Kyung Lee: 22, 23, 24, 28, 30 y 31 de agosto y 3, 4, 5, 6, 7 y 8 de septiembre
Funciones con Elena Diéguez: 25, 27, 29 de agosto y 1 de septiembre
AMIGA DE ISMENE:
Funciones con Martina Giuffrida: 22, 23, 24, 28, 30 y 31 de agosto y 4, 5 y 8 de septiembre
Funciones con Manuela Medeiros: 25, 27, 29 de agosto y 1, 3, 6 y 7 de septiembre
TIRESIAS: Dorian Acosta
POLINICES: Alejandro Bretones
ETEOCLES: Avery Reiners
LAZARILLO:
Funciones con Avery Reiners: 22, 23, 24, 25, 27, 28, 29, 30 y 31 de agosto y 4, 6, 7 y 8 de septiembre
Funciones con Iván Sánchez: 1, 3 y 5 de septiembre
GRUPO:
Elena Diéguez, Ida Kallanvaara, Kana Nishiue, Manuela Medeiros, Elizabeth Pagés, Laura Rosillo, José Becerra, Óscar Comesaña, Charly De Goote, Gabriel Martínez, David Moya, Daniel Pacheco, Matthieu Quincy, Iván Sánchez.

EQUIPO ARTÍSTICO
Diseño de escenografía: Curt Allen Wilmer (aapee) con estudiodeDos
Diseño de vestuario: Iñaki Cobos
Diseño de luces: Luis Perdiguero
Asistente de dirección: Gianluca Battaglia
Iluminación:Tatiana Reverto
Sonido: Miguel Lizarraga
Maquinaria: José Enrique Hernando
Sastrería: Paco Monleón
Talller de tintura: María Calderón.

Autor

José Catalán Deus

Editor de Guía Cultural de Periodista Digital, donde publica habitualmente sus críticas de arte, ópera, danza y teatro.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído