Marie-Monique Robin, 'Nuestro veneno cotidiano'

¿Sabemos realmente lo que comemos en la mesa?

¿Sabemos realmente lo que comemos en la mesa?
Portada del libro PD

¿Sabemos lo que comemos? Para responder esta interrogante la autora decidió dedicarse a investigar solo las sustancias químicas que entran en contacto con la cadena alimentaria, desde el campo del agricultor (pesticidas) al plato del consumidor (aditivos y plásticos alimentarios).

Este libro no aborda las ondas electromagnéticas ni los teléfonos móviles ni la contaminación nuclear, sino únicamente las moléculas de síntesis a las que estamos expuestos en nuestro entorno o en nuestra alimentación (el «pan nuestro de cada día» que en gran parte se ha convertido en «el veneno nuestro de cada día»).

Decidí proceder metódicamente, partiendo de lo más simple y de lo menos discutible, a saber, las intoxicaciones agudas y después crónicas de los agricultores expuestos directamente a los pesticidas, para ir progresivamente hacia lo más complejo, los efectos a dosis pequeñas de los residuos de productos químicos que todos tenemos en el cuerpo

(Marie Monique Robin).

PERIODISMO DE INVESTIGACIÓN: CLAVE DE LAS DEMOCRACIAS

El pasado 21 de diciembre de 2010 un cable de Wikileaks reveló la existencia de presiones por parte de la Embajada de EE.UU. al gobierno español sobre la entrada masiva de transgénicos en Europa. Como ya había advertido ‘El mundo según Monsanto’ de Marie-Monique Robin (Ediciones Península, 2008), España presionó a la Comisión Europea para que se produjera un cambio en la legislación favorable a la presencia masiva de transgénicos.

La embajada de EE.UU. -como ha revelado Wikileaks y transcribe El País– vio en la ministra Garmendia una potencial aliada para mediar a favor de la multinacional norteamericana Monsanto.

La Embajada de EE.UU., tras reunirse con el director de Monsanto de España y Portugal, mostró su preocupación por el avance en España del movimiento antitransgénico. El libro de Marie-Monique Robin, un exhaustivo trabajo de investigación, ha sido una herramienta imprescindible para el avance en la toma de conciencia contraria a estos cultivos nocivos.

ESPAÑA Y EL NEGOCIO DE LOS TRANSGÉNICOS

El único país de Europa que apuesta claramente por el cultivo de transgénicos es España. Casi la mitad de todo lo plantado se encuentra en EEUU. Y el resto se reparte entre Brasil, Argentina, India y Canadá. El primer país europeo en esta lista es España, según el último informe del Servicio Internacional para la Adquisición de Aplicaciones Agrobiotecnológicas. Además de cultivar maíz, España lo importa de EEUU y Argentina, igual que la soja y la colza transgénicas, cuya siembra no está autorizada en nuestro país.

LA AUTORA

Marie-Monique Robin (1960, Poitou-Charentes, Francia) es periodista, documentalista y directora de cine. Premio Albert-Londres en 1995 por sus trabajos de investigación, ha realizado reportajes para los principales canales de televisión de Francia y otros países siempre sobre temas de interés y contenido social. Autora de varios libros, ha rodado más de 50 reportajes por todo el mundo y ha sido premiada en varios festivales de cine documental. Consultora y experta en varios juicios abiertos en América Latina y Europa, sus polémicas y rigurosas investigaciones han suscitado el interés mundial y han servido de base para numerosos procesos penales.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Javier Velasco-Arias

Javier Velasco-Arias, biblista y educador.

Lo más leído