Periodista Digital entrevista al autor de 'Catalina de Aragón, Reina de Inglaterra'

Giles Tremlett: «España no sabe si es un país o un grupo de naciones»

"Zapatero ha dejado al actual gobierno en una situación muy difícil"

Giles Tremlett está vitalmente vinculado a dos países, su Reino Unido natal y una España en la que vive desde principios de los 90 ejerciendo de corresponsal de The Guardian. Y son ambos países los que confluyen en su novela que llega al segundo de ellos dos años después de su publicación original: Catalina de Aragón, Reina de Inglaterra. El autor británico, licenciado en Ciencias Humanas por la Universidad de Oxford, ha visitado Periodista Digital para hablar de esta obra.

«CATALINA DE ARAGÓN FUE LA ESPAÑOLA MÁS IMPORTANTE EN TODA LA HISTORIA DE REINO UNIDO»

«He acudido a los archivos de España y a los británicos. He ido a las fuentes primarias que, por lo general, no fueron difíciles de encontrar. Fui detrás de un documento que en principio tenía que estar en el monasterio de Veruela, en Aragón, pero no estaba allí y al final lo encontré en Madrid. Ha sido muy importante porque ha dado otra visión de la vida de Catalina de Aragón en lo referente a su divorcio con el rey Enrique VIII, y habla de los testigos españoles en lo que fue un caso que llamó la atención en Europa en ese momento, cuando pasaron los dos por el juzgado para discutir si realmente su matrimonio valía o no valía».

Catalina de Aragón no solo fue la mujer más importante de Enrique VIII, sino que fue ciertamente la española más importante en toda la historia de Reino Unido. Por ella y por su divorcio con Enrique VIII, lo que fue según Enrique un divorcio y según ella no, ese argumento, fue la causa de que se creó en su día la Iglesia Anglicana, la que separó al Reino Unido de Roma Y del mundo católico. Fue un momento clave en la historia de Reino Unido y sin ella no habría pasado de la misma manera.

«SOY DE LA OPINIÓN DE QUE SE CAMBIÓ DE RELIGIÓN POR QUERER CAMBIAR DE ESPOSA»

«Hay mucho debate en Reino Unido en cuanto a qué causó que [¿El deseo de cambiar de esposa provocó cambiar de religión, o el deseo de cambiar de religión provocó cambiar de esposa?]. Yo soy de la opinión de que se se cambió de religión por querer cambiar de esposa. El rey Enrique VIII viendo que Catalina no estaba de acuerdo con el divorcio, a pesar de la muchísima presión que hubo desde Roma para que se retirase a un convento, que aceptara su segundo matrimonio porque quería casarse con Ana Bolena, que esa decisión suya fue la causa del cambio de la religión estatal de Reino Unido y no hay que olvidarse que la Reina de Inglaterra es todavía la jefa de la Iglesia Anglicana, precisamente por ese momento en la historia. Inglaterra habría seguido siendo un país católico durante muchísimo tiempo más».

«No sabemos decir cuánto tiempo, ni cómo, ni si habría llegado la reforma protestante, pero seguramente habría seguido siendo un país católico. No solo eso, el propósito del matrimonio entre ella y, primero con Arturo, el hermano mayor de Enrique VIII que murió, y luego con Enrique, era unir a Inglaterra con España. Esa alianza habría sido mucho más fuerte y habría perdurado mucho más tiempo».

«INCLUSO PARA LOS INGLESES, CUANDO SE ADENTRAN EN LA HISTORIA DE CATALINA, ES MUY DIFÍCIL NO PONERSE DE SU PARTE»

Incluso para los ingleses, en cuanto se adentran en la historia de Catalina es muy difícil no ponerse de su parte. Lo que pasa es que hay mucha gente que siente una especie de cariño histórico hacia Ana Bolena, que también fue una mujer potente, de mucho carácter.

«La Catalina que sale del libro también es una mujer de muchísima fuerza, y ese debate está ahí. Pero he de decir que casi todos los historiadores, cuando ven cómo se portó Catalina, es muy difícil luego criticarla, porque fue en todo momento coherente con sus creencias, con su posición y tuvo una fuerza tremenda. No hay que olvidarse que ella en un momento dado se estaba preparando simplemente para el martirio. Ella creía que la iban a matar a ella y a su hija y esa misma intensidad, que algunos llamarían incluso fundamentalismo, la llevaba casi a persuadir a su hija a que también se preparase para la muerte».

«EN ESTE PAÍS HAY UN DESACUERDO SOBRE QUÉ ES ESPAÑA, DE DÓNDE VIENE, SI ES UN GRUPO DE NACIONES O UN PAÍS»

«Lo primero sería decir que ha cambiado muchísimo en todo. Yo creo que la suma de todo es que España ha mejorado muchísimo. En mi otro libro [España ante sus fantasmas, Siglo XXI, 2008] destaco ese encontronazo que para mi es muy español sobre la propia historia de España, ese desacuerdo sobre qué es España, de dónde viene, si es un grupo de naciones, si es un país, qué pasó en la Guerra Civil, en el franquismo, en la república, y yo lo que noto, que no es una crítica, sino un hecho, es, digamos, que la narrativa de lo que es España, de su historia, no es tan clara como en Reino Unido, donde hay una especie de acuerdo sobre lo que hubo. Tampoco digo que la versión británica sea la mejor, a lo mejor incluso es más realista discutir sobre el pasado y no agarrarse todos a 4 o 5 cosas que hacen patria».

«ESPAÑA NO ES LA PRÓXIMA GRECIA SIMPLEMENTE PORQUE NO PUEDE SERLO. ES DEMASIADO GRANDE PARA DEJARLA CAER»

«Yo espero que no. Yo creo que no es la próxima Grecia, simplemente porque no puede serlo. España es demasiado grande como para dejarla caer. En el fondo es el mismo problema que este: cuando yo te debo 200 euros, el problema es mío, pero cuando te debo 200 millones el problema es tuyo. La economía de España es el doble que Grecia, Portugal e Irlanda juntas. Es la cuarta economía de la zona euro, y por lo tanto es un país al que toda al zona euro tiene que proteger y ayudar».

«Yo creo que estamos viendo más bien fuera de España que forman, no digo un rescate a España, sino una especie de rescate a la Eurozona. Una suerte de solución por lo menos a medio plazo que tiene mucho que ver con el Banco Central Europeo y este millón de millones que han ido a los bancos en los últimos meses, que nos da a todos un respiro de 2 o 3 años. No cabe duda de que España es el mayor problema, el foco. Están todas las miradas puestas en cómo éste gobierno en este momento trata el tema del déficit. Si no llega al objetivo del 5,3 ya veremos lo que puede pasar».

«NO ESTOY DE ACUERDO CON LA POLÍTICA QUE SE IMPONE DESDE FUERA DE ESPAÑA. CON TANTO AJUSTE Y TÁN DRÁSTICO»

«Es muy difícil de decir en este momento si la gestión del gobierno es correcta. Solo lleva 100 días. Yo creo que las reformas son buenas casi todas, y ayudarán, pero no van a ayudar hoy, ni mañana. No ayudan para lo que tenemos entre manos en este momento ni para dentro de dos meses. Lo que nos queda es el ajuste, la austeridad, y se ve que ni el gobierno está totalmente de acuerdo con esto. Si no, no habría puesto su propio objetivo del 5,8%. Yo no estoy de acuerdo con la política que se impone desde fuera de España, de tanto ajuste y tan drástico en un momento ya de recesión. Yo creo que esto hace daño a la economía española y hace que los españoles tengan que sufrir más de la cuenta».

«Hay que ajustar, pero sería preferible que fuese de una manera suave. También hay que decir que el gobierno de Rodríguez Zapatero les ha dejado, no digo en pañales, pero en una situación muy difícil y, a la vez, y es la verdadera preocupación allí afuera, lo que vimos el año pasado fue que los gobiernos autonómicos están fuera de control. No había manera de controlarles».

Los gobiernos autonómicos, no ajustaron nada. Cero en un año. Este gobierno se ha dotado de más herramientas, pero incluso con esto es difícil creer que los gobiernos autonómicos vayan a llegar a su propia meta. Eso deja en manos del gobierno, me temo, otro ajuste cuando estemos más cerca de fin de año, cuando ya tenga datos del comportamiento de los gobiernos regionales que, ojalá sea bueno, pero me temo que puede haber otra sorpresa ahí. A no ser que la amnistía fiscal, que no sabemos lo que va a aportar, nos salve a todos.

«AHORA HAY COTILLEO A TODAS HORAS. ES LO QUE LA GENTE QUIERE VER»

«Existe [la prensa amarilla en España]. Lo que pasa es que está muy repartida. En Reino Unido está todo metido en unos cuantos periódicos que son muy llamativos, y cuando vas por la calle y pasas por un kiosco te ‘gritan’. Pero aquí, en la televisión, en los programas de cotilleo, las revistas, mucho de este contenido está ya. No está dentro de los periódicos, que aquí son mucho más serios, que la mayoría de la prensa británica, pero está ahí, en las revistas y en la televisión muchísimo. Esto no se ve en el Reino Unido. Allí no hay en televisión programas de este tipo, salvo que hayan aparecido en los últimos años y no los haya visto porque vivo aquí. El cotilleo siempre ha estado ahí. Antes había esos ‘late night’, que eran muy escandalosos, y el cotilleo del ‘Hola’. Ahora están a todas horas, es lo que la gente quiere ver».

Con la colaboración de Sandra Besga y Daniel Jarreta.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído