PD entrevista a los autores de 'Los halcones del mar' y 'Madera y Acero'

Carlos Canales y Miguel del Rey: «La guerra de Cuba se perdió a propósito, fue una derrota sin heroísmo»

"Los caballeros de San Juan eran explotadores, salvajes, esclavistas y muy brutales pero sabían lo que defendían"

Los historiadores Carlos Canales y Miguel del Rey nos visitan en Periodista Digital para hablar de dos de sus libros ‘Los halcones del mar. La Orden de Malta’ (EDAF) y ‘De Madera y Acero’ (EDAF). Un recorrido apasionante para conocer a aquellos caballeros nobles de la Orden de Malta, genios absolutos del saqueo y el ejercicio de la guerra y, por otra parte, navegar las aguas del declive de la marina española desde 1831 a 1933 y todo lo que se perdió en Cuba.

LA ORDEN DE MALTA

El 15 de febrero de 1113, el Papa Pascual II acogía bajo la protección de la Iglesia a una Orden dedicada al cuidado de los enfermos que hacían el camino a los Santos Lugares. Nacían así en Jerusalén, de forma oficial, los Hospitalarios, como una institución religiosa que seguía las normas de los monjes benedictinos.

Los avatares de los reinos cruzados y la necesidad de defenderlos llevaría a los hermanos a cumplir un cuarto voto que se unió a los de castidad, pobreza y obediencia: el ejercicio de las armas.

Determinaría para siempre el carácter militar y religioso de la Orden que le acompañaría hasta que los cristianos tuvieron que abandonar los Santos Lugares. Pese a sus orígenes, las actividades en la historia de la Orden estuvieron desde entonces vinculadas de forma permanente al mar y a la guerra naval. Una consecuencia de los avatares políticos y no de su originaria vocación.

El mar la llevaría a relacionarse aún más con las potencias que dominaban el Mediterráneo y, por supuesto, con España. Lazos que se reforzarían a partir de la donación a la Orden del archipiélago de Malta por Carlos V en 1530, que daría lugar a dos siglos de lucha común contra turcos y berberiscos.

Asi, hasta que Napoleón expulsó a los caballeros de sus dominios y estos se vieron obligados a buscar de nuevo en Oriente -aunque esta vez en Rusia-, nuevos horizontes.

TITULARES SOBRE ‘LOS HALCONES DEL MAR’

«Ser caballero de Malta de la Orden de San Juan era tan difícil como ser jugador de la NBA»

«Los bizantinos o griegos de los siglos XIV o XV eran más refinados culturalmente que Occidente, pero no mejores tecnológicamente»

«Si Malta se hubiera perdido en 1565 Occidente lo hubiera pasado muy mal y hoy seríamos como Bosnia o Kósovo»

«Los caballeros de San Juan eran explotadores, salvajes, esclavistas y muy brutales pero sabían lo que defendían y esa es la barrera que detuvo al Islam»

«Los caballeros de Malta son genios absolutos del saqueo, máquinas de matar, los piratas ingleses eran pringados al lado de éstos»

«Eran como caballeros Jedi porque aparte de saber matar tenían formación y cultura; tenían un concepto de superioridad que les hacían muy poderosos»

«En contra de los caballeros del siglo XV, los caballeros de San Juan adoraban la tecnología y se la podían permitir porque tenían dinero. Eran nobles del alto nobleza que se podían dedicar a lo que más querían que era ‘ganar dinero y forrarse»

EL DECLIVE DE LA MARINA ESPAÑOLA

En la primera mitad del siglo XIX, España, un país fundamentalmente marítimo que había dado los máximos navegantes al mundo, no podía permitirse continuar con una armada en claro declive. Era preciso renovar la flota, salir del retraso técnico y establecer las bases mínimas para volver a ser la potencia naval que exigía su historia. Como en tantas otras ocasiones no fue tarea fácil.

Sólo a base de tesón, como había sido siempre, logró salir del lugar en el que la habían sumido todas las convulsiones políticas y militares del siglo. Ni siquiera pudo impedirlo un nuevo tropiezo, la pérdida de buena parte de la escuadra en Cuba y Filipinas, fruto de la desidia política y el abandono.

Cierre de la trilogía básica sobre la armada española, ‘De madera y acero’ embarca al lector en una nueva aventura. Esta vez en los últimos navíos a vela, que darán paso a los propulsados con motores de vapor y, poco a poco, a los acorazados, precursores de los buques actuales.

TITULARES SOBRE ‘MADERA Y ACERO’ (1833-1931)

«Los ingleses jugaron a dos bandas en las guerras carlistas españolas. En la prácticas estaban con los liberales pero vendían armamento a los carlistas»

«Había mil formas de salir de Cuba. España eligió la más humillante. La guerra del ’98 se perdió a propósito. Cuba se rindió con el ejército intacto»

«La derrota de España en la guerra de Cuba es una de las más humillantes de la historia de la Humanidad. Nos hicieron polvo en 15 días. Ahí hubo un entramado por detrás que todavía debe explicarse»

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Luis Balcarce

Desde 2007 es Jefe de Redacción de Periodista Digital, uno de los diez digitales más leídos de España.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído