Madrid. Pozuelo de Alarcón implantará un servicio para velar por el cumplimiento de las normas de convivencia

El Ayuntamiento de Pozuelo de Alarcón, a través de la Policía Municipal, va a implantar un seguimiento y control de las normas de convivencia, haciendo especial hincapié en la recogida de los excrementos caninos por los propietarios de los perros.

Según informa el Consistorio, la Policía Municipal también vigilará el deterioro intencionado del mobiliario urbano, la posible realización de pintadas, el deslucimiento de bienes y el uso abusivo de aparatos de música o instrumentos musicales, en aras del bienestar de los vecinos de las zonas afectadas.

Los agentes municipales velarán por el uso adecuado de las instalaciones y zonas verdes con acciones encaminadas a prevenir los actos vandálicos contra los elementos del mobiliario urbano, las actividades deportivas violentas o molestas para el resto de usuarios y las molestias por ruidos a los vecinos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído