HAY GENTE PARA TODO

La cantante Sinéad O’Connor se convierte al islam y hace proselitismo a favor de Mahoma

La cantante Sinéad O'Connor se convierte al islam y hace proselitismo a favor de Mahoma

Hay gente para todo. Y consumir en exceso ciertas sustancias, puede ser muy perjudicial. Dicho esto, vemos algunas de las consecuencias y en este caso centrándonos en Sinéad O’Connor.

La cantante irlandesa, de 51 años, se ha convertido este 26 de octubre de 2018 en Trending Topic por una revelación que ha dejado boquiabiertos a sus seguidores: se ha convertido al Islam.

Sinèad O’Connor, que en 1992 rompió una foto del Papa Juan Pablo II por los escándalos sexuales en el seno de la Iglesia, ahora se llama Shudada’ Davitt y en sus redes sociales comparte su nueva religión:

«No hay más dios que Alá y Mahoma es su profeta».

Ella misma dio la noticia el pasado 19 de octubre con un mensaje en su perfil de Twitter:

«Esto es para anunciar que estoy orgullosa de convertirme en musulmana. Esta es la conclusión natural de cualquier viaje teológico inteligente. Todo estudio bíblico conduce al Islam. Lo cual hace que todas las demás escrituras sean redundantes. Tendré (otro) nuevo nombre. Será Shuhada'».

Ese mismo día, subió un vídeo cantando el adhan, la llamada a la oración islámica.

O’Connor también ha subido varias imágenes luciendo un hiyab (velo) y ha agradecido el apoyo recibido en esta nueva etapa de su vida:

«Muchas gracias a todos mis hermanos y hermanas musulmanes que han sido tan amables al recibirme hoy a la Ummah en esta página. No os podéis imaginar lo mucho que vuestra ternura significa para mí».

Una vida complicada

Quizás la religión ha ayudado a la irlandesa a encontrar la paz que ha perseguido toda su vida. Aquejada de problemas de salud mental y diagnosticada de trastorno bipolar, O’Connor intentó suicidarse en dos ocasiones:

«La enfermedad mental, es como las drogas, no importa un carajo quién seas. Lo que es peor es el estigma, no importa quién seas».

Antes de esta última conversión religiosa, fue ordenada sacerdotista de la orden herética de los tridentinos, durante una ceremonia celebrada en la localidad francesa de Lourdes en 1999, por la cual tomó un nuevo nombre: Madre Bernardette Mary.

Rechazó a sus cuatro hijos hace tres años: «Estais muertos para mi».

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído