Salvador Montes de Oca, modelo de vida en el Holocausto

Horrores de guerra

Crónica del cardenal Baltazar Porras

Su delito fue dar refugio y protección a los amenazados en sus vidas y libertad

Mons. Baltazar Enrique Porras Cardozo.- La retirada de las tropas alemanas de territorio italiano al finalizar la segunda guerra mundial, estuvo signada por la barbarie y la locura. Los sueños de Hitler de dominar el mundo se vinieron abajo como un castillo de naipes. El repliegue de las tropas fue sembrando la muerte de manera atroz y absurda.

La resistencia italiana en la Toscana fue particularmente activa. Muchos morían o eran deportados a los campos de concentración. La Cartuja de Farnetta, cercana a la ciudad de Lucca, sirvió de refugio a centenares de hombres. El sentido humanitario y la defensa de la vida, fue norte para aquellos austeros monjes dedicados a la oración.

No obraban por odios ni nacionalismos, sino por convicción cristiana. El prior, suizo y uno de sus novicios, venezolano, estuvieron entre los condenados a muerte. Se trataba de Salvador Montes de Oca, el caroreño que había sido Obispo de Valencia, expulsado por el dictador Gómez.

El 7 de septiembre de 1944, en Montemagno, fueron ejecutados, entre otros, el prior y el novicio. El delito: dar refugio y protección a personas amenazadas en sus vidas y libertad. Si nos matan digan la verdad que ha sido por actuar en caridad. Y así fue. Los testimonios de los sobrevivientes recogidos en caliente, atestiguan que el ejemplo de serenidad y oración unido al coraje de no dejar solos y animar espiritualmente a sus compañeros, los llevó al holocausto. Un verdadero martirio, en el sentido religioso del término.

A los 65 años de aquel acontecimiento, oramos por el inicio de la causa de beatificación de Salvador Montes de Oca y compañeros. Modelo de entrega total por su vida y virtud. Sirvan, además, de espejo para desterrar del corazón y la mente, cualquier tentación de buscar soluciones a través de la guerra y del desprecio a los que no son correligionarios. Salvador Montes de Oca, ruega por nosotros

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído