"Decir verdades a través de mitos y poemas"

Natividades prodigiosas

"Lo que ustedes llaman Luz de Buda en el kokoro de cada persona, nosotros lo llamamos Espíritu de Vida"

Natividades prodigiosas
Navidad en Japón

"A la luz de la estrella de la Navidad, descubrimos y proclamamos lo prodigioso de todas las natividades humanas"

(Juan Masiá).- Asistí en el jardín de la infancia del monje Nishimura a la charla matutina del director, que contaba a su auditorio infantil el nacimiento de Siddharta Gautama, el Shakamuni, es decir, el sabio o muni del clan de los shaka, llamado por sus seguidores el Buda o iluminado.

Érase en tiempos del monarca Suddhodana, que reinaba en los alrededores del Himalaya. Se celebraban los festivales de la cosecha veraniega. La reina Maya fatigada se retiró a su aposento a dormir. Soñó que descendían ángeles celestiales y la transportaban en volandas a las cumbres.

Aparece entre los aludes un elefante blanco que galopa sin obstáculos sobre las laderas resplandecientes de nieve. Enarbola con la punta de su trompa una flor de loto blanco. Llegado junto a la reina, amaga su trompa y la introduce por el costado en el seno de la soberana.

Despierta perpleja la reina y cuenta el sueño a su esposo. Convocan a los brahmanes a que interpreten. «Majestad, daréis a luz un hijo, le auguran, de sublime destino. Si permanece en casa será un conquistador. Pero si sale de casa y deja el mundo se convertirá en un Buda iluminado«.

El día del parto sorprendió a la reina de viaje a casa de los abuelos. Se apea del palanquín y se adentra por un claro del bosquecillo de Lumbini. Aparece de repente, dado a luz, su primogénito entre las flores, mientras un aura primaveral arropa a madre e hijo. Llueven pétalos de mandarava y gotas de rocío perfumado. El bebé se pone en pie y proclama: «Soy el Bienaventurado».

Cuando concluye mi amigo el monje su recitado, la tropa infantil del parvulario, correctamente alineada, pasa a juntar sus manitas devotamente ante una estatua del Niño Buda, como en un besapié de belenes mediterráneos.

Traduzco para el periodista que me acompaña la pregunta que éste hace al monje con desparpajo. «Esto que les ha contado usted, maestro, ¿es historia o ficción? Digame de verdad: ¿Usted se lo cree o es como Papá Noel y Reyes Magos en Europa,un pretexto para decir «felices fiestas»?»

El monje sonríe sin afectarse y rechaza la disyuntiva:»Ni lo uno ni lo otro. Es algo mucho mejor. Es decir verdades a través de mitos y poemas». El periodista titubea, pero toma nota. El monje añade: «Estos niños y niñas llevan todos en su corazón (en japonés, en su kokoro) la semilla de un Buda en germen. Les educamos en la fe para que lo descubran y el día de mañana lo realicen y practiquen, a ver si logramos un mundo más compasivo».

Luego el monje se dirige a mí: «Los eruditos de la universidad de Komazawa explican las mutuas influencias entre tradiciones indias del Rig Veda y mitologías helénicas o egipcias. Pero lo que importa no es saber quién plagió a quién, sino el kokoro, el corazón del relato.» Y me interpela: «¿No tienen ustedes en su Biblia también nacimientos prodigiosos?»

El momento no es oportuno para exégesis complicadas; me limito a aclarar: «Lo que cuentan Mateo y Lucas en los evangelios de la infancia de Jesús no es propiamente un nacimiento espectacular al estilo de la exaltación mítica de Augusto. Más que un nacimiento prodigioso, es la fe en lo prodigioso de todo nacimiento. Lo que ustedes llaman Luz de Buda en el kokoro de cada persona, nosotros lo llamamos Espíritu de Vida. Por eso decimos que toda criatura nace como Jesús: procreada por su madre y padre, pero, a la vez, por obra del Espíritu que vivifica. Así, a la luz de la estrella de la Navidad, descubrimos y proclamamos lo prodigioso de todas las natividades humanas.»

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

José Manuel Vidal

Periodista y teólogo, es conocido por su labor de información sobre la Iglesia Católica. Dirige Religión Digital.

Lo más leído