La renuncia no significa dejar a la Iglesia descabezada

El Obispo de Roma, Inspirado por el Espíritu

No cabe duda de que Benedicto XVI no tomó esta decisión sin discernimiento

El Obispo de Roma, Inspirado por el Espíritu
Benedicto XVI, papa emérito

El acto en sí es de una inmensa humildad.

(Pedro Pablo Achondo, sscc) Desde que el Papa Benedicto XVI ha anunciado su renuncia me he dedicado a escuchar más que opinar, me interesa ver que está produciendo esta novedad en la gente. Qué le pasa a los católicos, a los creyentes y no creyentes con que el Papa haya decidido renunciar, dejar de ser el Obispo de Roma. En base a lo que he podido rescatar he elaborado esta reflexión.

Para leer el artículo completo, pinche aquí. El Obispo de Roma, Inspirado por el Espíritu

Te puede interesar

Autor

Jesús Bastante

Escritor, periodista y maratoniano. Es subdirector de Religión Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído