Cristianos perseguidos, refugiados, menores que trabajan...retos pendientes

Misiones Salesianas pide derechos universales para conseguir un mundo más humano

Reclama a la comunidad internacional más respeto y mayor participación social

Misiones Salesianas pide derechos universales para conseguir un mundo más humano
Derechos humanos

La educación de calidad es la herramienta con la que los Salesianos demuestran en los cinco continentes que es posible salir de la pobreza

(Misiones Salesianas).- Millones de personas en el mundo siguen sin verse representadas por la Declaración Universal de Derechos Humanos que se conmemora hoy, día 10. El balance de este año que está a punto de concluir no es bueno para los derechos humanos: cristianos que son perseguidos y asesinados en el mundo por su fe, refugiados o migrantes que encuentran trabas en la búsqueda de un futuro mejor en otros países huyendo de la guerra, menores que trabajan, que siguen siendo reclutados para conflictos armados o que no tienen la oportunidad de ir a la escuela…

La conmemoración del 68 aniversario de la Declaración de los Derechos Humanos es sólo un día, pero debemos acordarnos también el resto del año e implicarnos en su cumplimiento. Este año, la ONU llama la atención en la defensa de los derechos del prójimo, del que es distinto a nosotros y ha propuesto el lema ¡Defiende los derechos de alguien!

Los Salesianos trabajan en más de 130 países en favor de la igualdad y por la defensa y protección de la infancia y la juventud más vulnerables. La educación de calidad es la herramienta con la que los Salesianos demuestran en los cinco continentes que es posible salir de la pobreza. Los misioneros desarrollan en numerosos países de África y Asia iniciativas específicas que fomentan la participación de los menores y el aprendizaje de sus derechos para que su voz sea escuchada por las autoridades.

Asimismo, también trabajan para fortalecer el papel de las mujeres en la sociedad, para mejorar el acceso a la salud, en labores de emergencia y para preservar las tradiciones y la cultura de los pueblos indígenas.

Por todo ello, ante la conmemoración del Día Mundial de los Derechos Humanos, desde MISIONES SALESIANAS pedimos a la comunidad internacional la máxima dedicación para que los derechos fundamentales de las personas sean respetados y lleguen a los más desfavorecidos. Pensamos que la educación es el primer paso para exigir esos derechos y para que la participación en la sociedad sea una realidad.

Autor

Jesús Bastante

Escritor, periodista y maratoniano. Es subdirector de Religión Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído