Está en busca y captura desde el 20 de noviembre de 2019

FEREDE se desmarca del pastor evangélico acusado de abusos a una menor en Valencia

FEREDE se desmarca del pastor evangélico acusado de abusos a una menor en Valencia
El pastor utilizó su condición para acercarse a la víctima. NC

El pastor de la Iglesia Cristiana Evangélica Oasis de Restauración en busca y captura por un delito continuado de abuso sexual a una menor de 15 años pertenece a una congregación no reconocida por la Federación de Entidades Religiosas Evangélicas de España (FEREDE).

Pese a que el procesado utilizó dicha condición para acercarse a la víctima que acudía regularmente junto a su familia a los actos de culto, fuentes de FEREDE aseguran que «no tiene credenciales» y que ni él ni su mujer están registrados como pastores evangélicos.

Asimismo, señalan que –tras tener conocimiento de los abusos– desde la Asociación de Pastores de Valencia «prestaron apoyo pastoral y psicológico a la menor y a los fieles de la congregación que la acompañaron en esta crisis, tal como actúan las iglesias evangélicas en estos casos de abusos, felizmente muy aislados, pero que tan grande perjuicio producen a las víctimas, sobre todo cuando se trata de menores».

La Audiencia de Valencia ordenó la busca y captura de un pastor evangélico de Valencia acusado de abusos sexuales sobre una chica de 15 años, a la que besó y abrazó y luego amenazó para que no lo contara, ante la imposibilidad de localizarlo para la celebración de un juicio por los hechos citados.

El pastor está en busca y captura desde el 20 de noviembre de 2019, una requisitoria que se ha visto reforzada después de que el pasado 2 de diciembre no se presentara al juicio.

La acusación pide una pena de seis años y multa por un delito continuado de abuso sexual y un delito leve de amenazas contra el acusado de acoso a una menor, que acudía a sus oficios religiosos junto a sus familiares, y por abrazarla habitualmente con cualquier excusa, hasta que un día llegó a besarla y tocarla.

Después de estos hechos, y como la chica se lo contó a su familia, el pastor la abordó y en tono de amenaza le dijo: «esto no va a quedar así. Te vas a enterar de quién soy yo».

El acusado, Alberto R.M., está reclamado por la sección segunda de la Audiencia Provincial de Valencia, según fuentes judiciales.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído