El lugar donde nació Jesús recibe a peregrinos del mundo entero

Belén se prepara para celebrar la Navidad

Belén se prepara para celebrar la Navidad
La Plaza del Pesebre en Belén. EP

Miles de cristianos acuden este martes –24 de diciembre de 2019– a las inmediaciones de la basílica de la Natividad de Belén, el lugar donde nació Jesús, para dar inicio a las celebraciones de Navidad.

La ciudad de Belén, en la Cisjordania ocupada, se prepara desde hace semanas para recibir a peregrinos del mundo entero, que se unirán a los palestinos cristianos y musulmanes de la ciudad.

Desde el lunes, la Plaza del Pesebre –situada frente a la basílica de la Natividad– era un hervidero de gente. Había muchos niños disfrazados de Papá Noel y turistas que tomaban fotos frente a un abeto de 15 metros de alto.

El arzobispo italiano Pierbattista Pizzaballa, administrador apostólico del Patriarcado Latino de Jerusalén, llegará este martes por la mañana a Belén, donde celebrará la tradicional Misa del Gallo en la Iglesia de Santa Catalina, contigua a la basílica. Se espera que asista el presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Mahmud Abas.

También habrá cristianos de la Franja de Gaza, pero menos que en años anteriores. Israel ha otorgado este años muy pocos permisos de viaje.

Cualquier palestino que desee viajar de Gaza a Cisjordania, territorio ocupado por Israel desde 1967, debe obtener un permiso expedido por las autoridades israelíes.

Alrededor de 200 personas fueron autorizadas a salir de la Franja de Gaza para la ocasión, de las 950 que solicitaron el permiso, según Wadie Abu Nasar, portavoz del Patriarcado Latino de Jerusalén.

Pero la Navidad, dice, debe seguir siendo un tiempo de esperanza. «La Tierra Santa no es solo el lugar del nacimiento y crucifixión (de Jesús), también es el lugar de la resurrección», explicó.

«A pesar de todos los desafíos, las dificultades, el dolor y los problemas que enfrentamos, tenemos esperanza en Dios y en los pueblos», enfatizó.

Este año, los fieles podrán contemplar además una pequeña reliquia que acaba de retornar a Belén desde el Vaticano: un fragmento del pesebre de Jesús que no estaba en Tierra Santa desde hacía más de 1.300 años.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído