Un cementerio de finales del siglo XVI

Polonia: encuentran los cadáveres de 100 niños con monedas en la boca en una fosa en el bosque

Hacen el macabro hallazgo al mover tierras para construir la autopista entre Grecia y Lituania

Polonia: encuentran los cadáveres de 100 niños con monedas en la boca en una fosa en el bosque
Uno de los 100 niños con monedas en la boca en un cementerio del siglo XVI. PD

Trabajadores de la construcción de una ruta en Polonia ​descubrieron un cementerio que contiene los restos de 115 personas, mayoría de niños con monedas en la boca. La fosa común podría tener casi 500 años.

El cementerio fue descubierto en un bosque que estaba siendo levantado para construir un proyecto de autopista entre Grecia y Lituania, concretamente en Jeżowe, cerca de la ciudad de Nisko, según informó el diario The Sun.

Newsletters Clarín Mundo MessiRecibí en tu mail las novedades del mejor jugador del planeta.
Recibir newsletter

Todos los restos fueron encontrados con la espalda en el suelo y las manos a los lados, y los arqueólogos se sorprendieron al encontrar a muchos acostados con una moneda colocada dentro de sus bocas.

Por el hallazgo de las históricas monedas, el cementerio dataría de fines del siglo XVI y, también, que entre el 70% y 80% de los esqueletos pertenecían a niños. Durante casi un mes, los trabajos en Jeżowe fueron realizados por un equipo encabezado por la arqueóloga Katarzyna Oleszek.

Los arqueólogos en el sitio datan las monedas del reinado de Segismundo III Vasa, quien fue rey de Polonia ​desde 1587 hasta 1632, mientras que otras monedas datan del reinado de Juan II Casimiro desde 1648 hasta 1668.

Las monedas son parte de una creencia precristiana y se colocaban como rito funerario en la boca para utilizarlas como pago al capitán del barco que llevaba supuestamente el alma al otro lado del río que divide el mundo de los vivos y de los muertos. Estos ritos se siguieron usando incluso hasta bien entrado siglo XVII, según cuenta el diario británico.

El descubrimiento del cementerio encaja con relatos escritos y leyendas datan de finales del siglo XVI. Al haber solo encontrado monedas en los nichos, los investigadores creen que se trata de los entierros de gente pobre. Y que sus padres podrían descansar en algún lugar cercano.

La arqueóloga Oleszek dijo que el hecho de que los cuerpos fueron colocados cuidadosamente uno al lado del otro muestra que el descubrimiento fue realizado en un cementerio católico.

«La disposición de los esqueletos y el estado de su conservación muestra que el descubrimiento es un cementerio de la Iglesia Católica, que sin duda fue atendido. Ninguna tumba fue dañada».

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído