El arzobispo emérito de Santa Fe tenía 75 años

Murió monseñor Storni, arzobispo argentino acusado de abuso sexual

Condenado en primera instancia, un tribunal superior ordenó la anulación de la sentencia

El prelado debió renunciar anticipadamente a su cargo el 1 de octubre de 2002, envuelto en un escándalo por denuncias de abusos sexuales y acoso a 47 seminaristas

(Valores Religiosos).- El arzobispo emérito de Santa Fe, monseñor Edgardo Gabriel Storni, quien fue acusado hace una década de intento de abuso sexual a un seminarista, murió este lunes a los 75 años, informaron fuentes eclesiásticas.

El deceso se produjo alrededor de las 17.30 en una casa de ejercicios espirituales de la localidad cordobesa de La Falda , donde el prelado residía desde que estalló el escándalo que sacudió a la Iglesia local.

Storni fue separado anticipadamente de su cargo en 2002 luego de la denuncia por delitos sexuales en su contra, que derivó en un proceso judicial que en 2009 lo condenó en primera instancia a ocho años de prisión por abuso sexual agravado, aunque un tribunal superior ordenó el año pasado la anulación de la sentencia y dispuso que la causa vuelva a fojas cero.

Storni nació en Santa Fe el 6 de abril de 1936 y fue ordenado sacerdote el 23 de diciembre de 1961.

Elegido obispo auxiliar de Santa Fe el 31 de diciembre de 1976 por Pablo VI; fue ordenado obispo el 25 de marzo de 1977, y promovido a arzobispo de Santa Fe el 28 de agosto de 1984, cargo que tomó posesión el 30 de setiembre de 1984.

El prelado debió renunciar anticipadamente a su cargo el 1 de octubre de 2002, envuelto en un escándalo por denuncias de abusos sexuales y acoso a 47 seminaristas.

En diciembre de 2009, monseñor Storni fue condenado por la jueza santafesina María Amalia Mascheroni a ocho años de prisión por abuso sexual agravado contra el ex seminarista Rubén Descalzo, aunque no fue a la cárcel sino que cumplío arresto domiciliario por su edad avanzada.

Pero en abril de 2011, la Cámara Penal de los Tribunales santafesinos anuló la sentencia que condenó a Storni y ordenó que se dicte un nuevo veredicto al admitir en parte la apelación que presentó la defensa que buscaba la anulación de todo el proceso.

El caso Storni se hizo público en 1994 cuando, por orden del Vaticano el actual arzobispo de Mendoza, monseñor José María Arancibia, investigó denuncias de jóvenes que estudiaban para sacerdotes sobre supuestos abusos sexuales.

 

Autor

José Manuel Vidal

Periodista y teólogo, es conocido por su labor de información sobre la Iglesia Católica. Dirige Religión Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leido