Monseñor Goic declaró más de tres horas en calidad de testigo

El obispo de Rancagua comparece ante la Fiscalía por los abusos de ‘La Familia’

La Justicia no descarta que hubiera más curas involucrados además de los 14 ya suspendidos

El obispo de Rancagua comparece ante la Fiscalía por los abusos de 'La Familia'
Monseñor Alejandro Goic, obispo de Rancagua

El número de curas involucrados en los abusos "es un número importante, no descarto que puedan haber otros o que descartemos la participación de todos los mencionados públicamente"

El obispo de Rancagua, Alejandro Goic, compareció ante la Fiscalía de O’Higgins en calidad de testigo y prestó declaración durante tres horas a raíz de las supuestas conductas impropias y presuntos abusos sexuales por parte de sacerdotes de la diócesis de la ciudad chilena.

Al término de la comparecencia del prelado, el fiscal a cargo del caso, Sergio Pérez, apuntó que «el obispo fue citado por la Fiscalía, nosotros seguimos una investigación por eventuales delitos de abuso sexual que podrían haber cometido algunos curas de la diócesis de Rancagua. En ese contexto (…) nosotros estamos realizando diversas diligencias y decidimos citar al obispo en calidad de testigo en efecto de hacerle consultas de lo que estamos barajando».

Por su parte, la diócesis de Rancagua emitió un comunicado en el que informó que el obispo había comparecido «para aportar los antecedentes que él posee y que puedan ayudar en la investigación».

Canal 13 reveló que existía en la ciudad un grupo de religiosos que se hacían llamar «La Familia», quienes habrían incurrido en en los delitos de abuso sexual. A raíz de estos hechos Goic decidió suspender a 14 religiosos, el 20% del clero de la diócesis.

Consultado sobre el número de curas involucrados, el fiscal Pérez reveló que «nosotros barajamos un numero un poco mayor» que 14, que si bien no se puede referir a identidades por la reserva de la investigación, «es un número importante, no descarto que puedan haber otros o que descartemos la participación de todos los mencionados públicamente».

El pasado fin de semana Goic, quien además es presidente del Consejo de Prevención de Abusos Sexuales contra Menores del Episcopado chileno, pidió perdón por estos hechos a la comunidad y reconoció que no actuó con la «agilidad» que el caso meritaba.

Este martes, Goic se juntó con los sacerdotes de la diócesis de Rancagua para definir el plan de acción a seguir ante eventuales abusos.

(RD/Agencias)

Autor

José Manuel Vidal

Periodista y teólogo, es conocido por su labor de información sobre la Iglesia Católica. Dirige Religión Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído