Deberá interrumpir su funcionamiento a partir de las 22h

Una iglesia valenciana, multada por el exceso de ruido de sus campanas

El cura del municipio de Alberic pagará 600€ por sus decibelios

Una iglesia valenciana, multada por el exceso de ruido de sus campanas
Contaminación acústica

El vecino que denunció al campanario ha gastado más de 5.000€ en insonorizar su casa

Nunca unas campanas habían creado tanta polémica. El ayuntamiento del municipio valenciano de Alberic ha notificado al sacerdote que debe pagar una multa de 600 euros por superar el toque de campanas de la iglesia el nivel nocturno de ruido.

Además, deberá interrumpir el funcionamiento de las mismas desde las 22h hasta las 8h de la mañana.

El reloj es propiedad del ayuntamiento y desde el consistorio han asegurado que se han realizado mediciones acústicas y éste supera los decibelios permitidos. El alcalde, Antonio Carratalà, ha señalado que lo que desean es llegar a una convivencia plena, mantener las campanas, algo que identifica al municipio, pero respetando el descanso de los vecinos.

Todo empezó por la denuncia de un vecino que vive a escasos metros del campanario. El vecino afirma que el problema radica en que durante la noche el reloj no para de tocar y esto le ha supuesto un desembolso de más de 5.000 € para insonorizar la casa. (RD/Agencias)

Autor

José Manuel Vidal

Periodista y teólogo, es conocido por su labor de información sobre la Iglesia Católica. Dirige Religión Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído