Evita valorar las declaraciones de Sebastián

El arzobispo de Zaragoza pide «no trivializar» con el aborto

"Este Papa es tan ortodoxo y fiel a la esencia com el resto"

Sobre la exclusión del supuesto de malformación, ha indicado que un niño con síndrome de down tiene "los mismos derechos y la misma dignidad" que el resto

El arzobispo de Zaragoza, Manuel Ureña, ha afirmado hoy que no se puede «trivializar» la vida del ser humano, un «valor absoluto» en sí mismo que se debe proteger desde el momento de su concepción.

Ureña ha hecho estas declaraciones a los medios de comunicación preguntado por la reforma de la ley del aborto que plantea el Gobierno, tras asistir a la presentación de un audiovisual sobre el patrimonio artístico de la parroquieta de la catedral de La Seo.

A este respecto, ha considerado «importante» que el Gobierno intente regular con leyes una cuestión, a su juicio, «tan politizada» como esta y que, al mismo tiempo, se haya generado un «diálogo» y «debate» en la sociedad.

Ha reconocido no conocer, en profundidad, la reforma de la ley del aborto, ya que en los últimos días ha estado apartado de la actualidad al padecer un «vulgar cólico», pero, sobre la exclusión del supuesto de malformación, ha indicado que un niño con síndrome de down tiene «los mismos derechos y la misma dignidad» que el resto.

«Se trata de procurar la dignidad, aunque sea muy dolorosa la cuestión», ha indicado.

No ha querido valorar las palabras del arzobispo emérito de Pamplona y Tudela, Fernando Sebastián, que será nombrado cardenal por el Papa Francisco, porque, según ha dicho, no conoce «el contexto» en el que dijo que el debate sobre el aborto está pervertido.

Por último, ha apuntado que esta polémica tiene lugar en un momento en el que se protege la naturaleza por encima del todo, mientras que se olvida que el ser humano es el «rey de la creación» y está «por encima del resto de seres vivos».

Por otro lado, sobre una posible reforma propiciada por el papa Francisco, ha apuntado que la «sustancia» de la Iglesia no va a cambiar, porque este papa es «tan ortodoxo y fiel a la esencia como el resto».

Tampoco va a cambiar, ha añadido, la consideración de la Iglesia hacia el matrimonio homosexual, sobre el que siempre se ha manifestado «respeto», ha dicho.

«Otra cosa es que este Papa lo haga con una gracia especial y una santidad maravillosa», ha apuntado.

(Rd/Agencias)

 

Te puede interesar

Autor

Jesús Bastante

Escritor, periodista y maratoniano. Es subdirector de Religión Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído