Réplica de Ideal Lumen Dei

¿Qué es lo que no explica o falta a la verdad la nota de Monseñor Sanz Montes?

¿Qué es lo que no explica o falta a la verdad la nota de Monseñor Sanz Montes?
Jesús Sanz, comisario de Lumen Dei

En virtud de las principales referencias deontológicas de la profesión periodística [Federación Internacional de Periodistas (FIP), Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE) y la resolución 1003 del Consejo de Europa] desde la totalidad de personas que nos hemos dado de baja recientemente de la Asociación Privada de Fieles Unión Lumen Dei, solicitamos el derecho a réplica respecto a la información publicada por su medio el día 18 de agosto de 2014 firmada por su director Sr. José M. Vidal que tenía por base la nota oficial emitida por el Arzobispo de Oviedo y Comisario Pontificio, Monseñor Jesús Sanz Montes, con fecha de 9 de agosto de 2014.

¿Qué es lo que no explica o falta a la verdad la nota de Monseñor Sanz Montes?

1. Que de 455 asociados de Lumen Dei, hemos dejado la asociación 437 porque Monseñor Sanz Montes nos ha hecho «la vida imposible», literalmente ha asfixiado a la Asociación. Vgr.: duda del carisma, no reconoce sus Estatutos, no acepta su espiritualidad… El porcentaje de miembros que han quedado en Lumen Dei (4%) no es representativo de la herencia espiritual de su Fundador, al que varios no conocieron. Es por ello que a nuestro entender y por sentido común, el espíritu de la Unión Lumen Dei lo representamos el 96% de sus miembros que integramos la Asociación hasta abril y mayo de 2014.

2. Los bienes de Lumen Dei para atender a personas menesterosas, de recursos escasos o para vivir sus miembros se han obtenido de limosnas de sus familiares o amigos o al menos por las diligencias de éstos para solicitar ayudas. Es por ello que pedir que se vayan de sus casas o lo abandonen todo para que se gestione desde la diócesis de Oviedo no es justo sin el aval de todos los que hicieron las respectivas donaciones a Lumen Dei antes de la marcha del 96% de miembros que describíamos en el punto 1, una marcha masiva que se produjo en abril/mayo de este mismo año.

3. Monseñor Sanz Montes afirma que Lumen Dei tiene «serias dificultades en su identidad eclesial». El objetivo de la Asociación Lumen Dei desde sus inicios en 1971 está orientado a los seglares cuyas notas distintivas de su identidad eclesial han sido: la opción por los pobres y la defensa de la dignidad humana junto con una espiritualidad profunda de adoración; poner en valor la cultura emprendedora y la formación integral de personas y sus comunidades. La eclesialidad se concretizó en una sincera y leal vinculación a sus legítimos Pastores (nació de la mano de los Obispos) y en una fiel adhesión y respuesta a los objetivos de la Iglesia propuestos en el Concilio Vaticano II. El 96% de miembros de Lumen Dei que estuvimos en la Asociación hasta abril y mayo de este mismo año nos hemos mantenido y nos mantenemos fieles a estos principios.

4. Monseñor Sanz Montes asegura que Lumen Dei ha tenido «resistencia a las indicaciones» que una parte de la jerarquía que ahora gobierna la Iglesia ha ido ofreciéndoles. Es una afirmación gratuita pues no existen tales indicaciones concretas. Únicamente acusaciones genéricas e indeterminadas. La mejor prueba es que no ha habido respuesta alguna en 5 años -y menos por escrito- a las peticiones que formulamos los miembros de Lumen Dei sobre en qué se debería mejorar. Para probar la «resistencia a las indicaciones» Monseñor Sanz Montes debería enseñar algún documento escrito, y que haya entregado a los miembros, con dichas indicaciones; pero no puede porque no existe.
Entra en plena contradicción con afirmaciones públicas de él mismo, tales como: «No ha habido cuestión pequeña o grande, sencilla o costosa que haya podido plantear a los diversos miembros de Lumen Dei, que no haya encontrado por parte de ellos la respetuosa obediencia y la leal colaboración» extracto de la Carta de Monseñor Sanz Montes a los Obispos el 22 de julio de 2009.

5. En referencia a la conducta moral de algunos miembros de Lumen Dei, las afirmaciones de Monseñor Sanz Montes pueden prestarse a equívocos. Además del dictamen favorable de la Signatura Apostólica, el mismo Monseñor Sanz declaró el 24 de abril de 2011 en el periódico El Comercio de Asturias que «No ha habido malversación de fondos ni abusos sexuales en Lumen Dei» (…) «De eso no hay nada. Si esto se dijo significa que ha habido una calumnia terrible. Y tampoco ha habido malversación».

6. La afirmación de Monseñor Sanz Montes que Lumen Dei ha hecho «el bien a personas menesterosas» creemos que hay que completarla. La espiritualidad de Lumen Dei ha sido alabada por numerosos obispos y pastores de la Iglesia en comunión con el Papa (hay numerosos testimonios escritos) de las 60 diócesis en que la Asociación ha sido aprobada.

7. Respecto a la acusación contenida en la nota de Monseñor Sanz sobre la «formación deficiente» se debe aclarar que los profesores estables de su Seminario eran en su mayoría doctores o licenciados en Teología (con diversas especialidades) o Filosofía en universidades de prestigio como la Universidad Gregoriana y el Pontificio Instituto Bíblico de Roma; la Universidad Pontificia de Salamanca; Universidad de Navarra; la Nacional Autónoma de México; Pontificia de México; Universidad de Barcelona etcétera. El mismo Monseñor Sanz llegó a calificar los candidatos a la ordenación procedentes de Lumen Dei como «excelentes».

8. Respecto a la acusación sobre la «oscura gestión económica y administrativa» la que conocen los asociados a Lumen Dei es únicamente la de los dos Comisarios que han tenido. El primer Comisario, no tuvo en cuenta la voluntad de los donantes ni el destino de los fondos: un ejemplo concreto y del que podemos también presentar pruebas documentales, es el de la Residencia de ancianos «Porta Coeli» de Trujillo en que no sólo invalidó las firmas de las personas autorizadas de la cuenta corriente, imposibilitando el pago a los acreedores que abastecían de lo necesario para el mantenimiento de los ancianos y que era aportado por ellos mismos, sino que transfirió dinero a otra entidad o destinatario desconocido, utilizando el dinero de las pensiones de los ancianos para cuestiones ajenas al cuidado y atención de los mismos.
Del segundo Comisario, el mismísimo Arzobispo de Oviedo Monseñor Sanz Montes, conocemos -entre otros- la ‘venta’ del Colegio Saint Mary of Fatima (hoy Aquinas American School) de Pozuelo de Alarcón. Monseñor Sanz escogió personalmente al comprador obviando mejores ofertas económicas y aceptó la venta a 15 años (con cuotas desiguales a conveniencia del comprador) sin intereses ni aval bancario con cláusulas altamente injustas para los intereses de Lumen Dei. El mismo Comisario, Monseñor Sanz Montes, firmó como representante legal ante la negativa de la administradora de firmar mancomunadamente por parecerle una inmoralidad.
Una venta canónicamente inválida que fue subsanada por el decreto de la CIVC-SVA, quedando sin restitución los daños que causó en especial a los apostolados de zonas de misión. Este es el punto de inflexión que modificó la relación de Monseñor Sanz Montes -como él mismo reconoce en diversos correos- con el 96% de asociados a Lumen Dei e inició una campaña de descrédito público hacia ellos.
Hay que tener en cuenta que se trata de bienes privados, no de la Iglesia, de una Asociación Privada de Fieles que, según el Código de Derecho Canónico, son propiedad de los miembros que tienen el derecho de gestionarlos y administrarlos de acuerdo a los fines de la Asociación e intención de los donantes. La gestión administrativa y económica que Monseñor Sanz Montes califica de «oscura» corresponde a la suya propia ya que es quien tiene la representación legal y los correspondientes poderes y firma –con sus asesores– en la gestión económica y administrativa.
Estamos en condiciones de afirmar que la venta del Colegio Saint Mary de Pozuelo de Alarcón fue fraudulenta y estamos entregando información pertinente que lo acredita a las autoridades competentes.

9. La afirmación de Monseñor Sanz Montes respecto a «tras diversas iniciativas de la Iglesia para clarificar, corregir y acompañar la Unión Lumen Dei y la Unión Sacerdotal Lumen Dei con el nombramiento de varios Visitadores apostólicos» no se corresponde a la verdad. Únicamente existió un Visitador Apostólico. Su cometido duró unos 6 meses en los que visitó a los participantes de la Asamblea General de Lumen Dei y se entrevistó con el Fundador. Su informe final fue favorable a la Asociación. Cabe aclarar que el nombramiento de Monseñor Sanz Montes como Comisario Pontificio fue para la Unión Lumen Dei.

10. Respecto a la «propuesta de renovación en comunión con la Iglesia» afirmamos que durante más de 40 años, Lumen Dei ha actuado siempre en comunión con la Iglesia. Durante los 5 años bajo la tutela del Comisario Monseñor Sanz Montes, los asociados a Lumen Dei hasta abril/mayo de 2014 estuvimos pidiendo conocer las indicaciones de lo que hubiera que modificar o mejorar, así como también las razones por las medidas de castigo que nos infligieron, como la suspensión de ordenaciones, la prohibición de ingreso de nuevos miembros o represalias con destinos arbitrarios. Nunca obtuvimos respuesta y ni siquiera se nos entregaron los decretos por escrito para evitar que pudiéramos recurrir ante el Tribunal Supremo de la Iglesia. La baja del 96% de asociados a Lumen Dei fue libre, particular y conscientemente voluntaria y solidaria. Las razones, muy graves, se expusieron a la autoridad competente.

11. Monseñor Sanz Montes afirma en la nota «el día 13 de mayo de 2014, la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y Sociedades de Vida Apostólica (CIVC-SVA) convocó en Madrid un encuentro con los responsables regionales y sectoriales de Unión Lumen Dei (…) Tras un diálogo franco y abierto con los dos únicos asistentes por parte de Unión Lumen Dei y Unión Sacerdotal Lumen Dei, se hicieron saber las líneas directrices que la Iglesia marcaba a la Asociación».
No fue así. En primer lugar, la convocatoria obvió la presencia del responsable del Sector Matrimonial, de los de la zona andina (que es donde se despliega el mayor número de misioneros) y de los prefectos de administración y educación que no validaron la venta fraudulenta del Colegio Saint Mary de Pozuelo de Alarcón.
Segundo, sólo asistió uno de los convocados según el testimonio del Secretario general de la Asociación Lumen Dei. A los convocados que se personaron pero que ya se habían dado de baja de la Asociación (de la mayoría del 96%) se les negó la entrada. ¿Cómo puede considerarse representativo de la Asociación Lumen Dei el encuentro con una única persona?
Tercero, la carta con las «líneas directrices» ya estaba escrita con fecha de 8 de abril. Ignoramos a qué «diálogo franco y abierto» se refiere Monseñor Sanz Montes.

12. Monseñor Sanz Montes afirma que «las personas que en su día decidieron darse de baja de la Unión Lumen Dei y Unión Sacerdotal Lumen Dei han quedado totalmente desvinculadas de ésta a todos los efectos». Ciertamente sí hemos quedado desvinculadas. Las buenas obras las seguiremos llevando a cabo desde otras plataformas que recogen el espíritu originario de Lumen Dei y su fundador, el Padre Molina.

13. Monseñor Sanz Montes indica que «todos cuantos han quedado fuera de la Unión Lumen Dei deberán abandonar los lugares y obras que son propiedad de la Unión Lumen Dei y Unión Sacerdotal Lumen Dei, así como dejar o devolver lo que por su abandono de la Asociación ya no les pertenece». Es un punto a clarificar que se relaciona con las razones graves que motivaron la baja masiva de asociados. Nos preguntamos: si el 96% de asociados a la Unión Lumen Dei presenta su baja por desacuerdo con las imposiciones del Comisario Monseñor Sanz Montes dados los perjuicios que éstas causaban y causarían a la Asociación y a sus miembros, ¿es legítimo que el 4% restante gestione todo aquello conseguido con el trabajo y esfuerzo de la mayoría en la que confiaron los donantes?

14. Respecto a la situación de Prodein, queremos aclarar que:
a) Prodein fue anterior a Lumen Dei, constituida en 1968 como entidad civil por un grupo de laicos.
b) Las obras de promoción social que lleva a cabo conforme sus fines son de Prodein y no de Lumen Dei.
c) Prodein desde su inicio ha venido desarrollando múltiples actividades de ayuda a los más desfavorecidos tales como comedores sociales, apadrinamientos de niños, hospitales, escuelas, atención a inmigrantes, etcétera.
d) Prodein es una fundación que se rige por la Ley de Fundaciones vigente con sus correspondientes órganos de fiscalización. Además, en 2013, fue catalogada por la CONGDE (Coordinadora de ONG para el Desarrollo) como entidad de confianza y garantía. El dictamen de la CONGDE de la auditoría de transparencia y buen gobierno: «animamos a la fundación PRODEIN a continuar con el trabajo de transparencia realizado como ejercicio público de rendición de cuentas, haciendo visible el correcto y adecuado uso de los fondos que la sociedad deposita en nuestras manos para contribuir a mejorar las condiciones de vida de las personas más desfavorecidas».
e) Para continuar con estas actividades de ayuda al prójimo, la colaboración de los antiguos asociados de Lumen Dei es una garantía.
f) Las personas brindan ayudas a los proyectos que les motivan, con independencia que se llamen Lumen Dei, Prodein u otro nombre.
g) Los donantes son libres de hacer su colaboración económica a quienes les merezcan confianza y seguridad.

15. Por último, el 96% de Asociados a Lumen Dei que nos hemos dado de baja no hemos rechazado la mediación de la Iglesia. Dicha mediación no se llevó a cabo a pesar de solicitarlo de palabra y por escrito, de forma individual y colectiva, ante los abusos de autoridad de Monseñor Sanz Montes. No recibimos ninguna orientación ni respuesta a nuestras inquietudes durante estos años. Las líneas directivas fueron dadas posteriormente a la fecha de la baja del 96% de los asociados.
El ser miembro o no de una mera asociación privada de fieles no implica ningún rechazo a la mediación de la Iglesia. La fidelidad a la Iglesia no se mide por pertenecer o no a una asociación privada o pública de fieles.
Adscrito a la diócesis de Oviedo, Lumen Dei continúa con 18 integrantes. La obra del Padre Molina -fundador del originario Lumen Dei- basada en vivir con simplicidad el Evangelio en el servicio a los más necesitados, continúa con los restantes 437 asociados a través de otras plataformas.

Ante las descalificaciones vertidas por Monseñor Sanz Montes en los medios de comunicación, se procederá a distintas acciones a fin de reparar la honorabilidad de las más de 400 personas que se ha permitido desprestigiar.

Firman esta réplica representantes de la mayoría
de integrantes de Lumen Dei hasta abril y mayo de 2014
Ideal Lumen Dei

 

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Jesús Bastante

Escritor, periodista y maratoniano. Es subdirector de Religión Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído